Woody Allen, Interiores, 1978 - Alojamientos ?· Woody Allen, Interiores, 1978 Carlos Montes Serrano…

  • Published on
    08-Sep-2018

  • View
    212

  • Download
    0

Transcript

Woody Allen, Interiores, 1978 Carlos Montes Serrano Curso Fotograma 09: Arquitectura cine. Imgenes de la casa E.T.S Arquitectura. Universidad de Valladolid Hay muchos interiores en esta pelcula del ao 1978. El ttulo parece hablarnos de Eve, una mujer madura, decoradora de interiores, de exquisito gusto y porte elegante. Pero tambin hace alusin al mundo interior de su marido y de sus tres hijas: Arthur, abogado de vida acomodada; Renata, poetisa de cierto xito; Joey, incapaz de expresar artsticamente sus sentimientos; y Flyn, actriz de televisin, bonita y algo insulsa. A estos personajes se unen, como secundarios, los maridos o parejas de Renata y Joey, Frederick y Mike. Renata, Flyn y Joey en su casa en los Hamptons. A partir de las relaciones entre estos siete personajes, Allen explora un microcosmos de interiores aprovechando los recuerdos llenos de nostalgia de Joey, que es la hija ms unida con sus padres y la que ms sufre la inestabilidad psquica de Eve ante la separacin de Arthur, cuya razn iremos comprendiendo a lo largo de la pelcula. Me parecen importantes unas escenas que se intercalan al final de la pelcula mientras Joey escribe sus vivencias en el diario. En ellas observamos algunos retazos de lo que debi ser el clima familiar a finales de los aos cincuenta, cuando las tres hermanas eran an muy pequeas. Vivan en una de esas elegantes y exclusivas casas en los Hamptons de Long Island, en la que por deseo de Eve todo deba ser un modelo de distincin y belleza. Eve decorando el rbol de Navidad En uno de esos recuerdos aparecen las tres nias admirando un rbol de Navidad decorado por Eve con todo cuidado, con bolas de color plateado de un azul muy suave, evitando cualquier discordancia. En otro, las nias contemplan a sus padres, jvenes y bien parecidos, vestidos para una fiesta elegante; se aprecia que entonces sus hijas los idolatraban. El guin nos describe que el atavo de Eve era esplndido, todo en colores fros y sin dibujos. Las nias estn fascinadas, y Eve les pregunta: no est guapo vuestro padre, nias?; Arthur, situado tras su mujer, quiere hacer patente su cario besndole en el cuello, pero ella lo impide con indiferencia, hacindonos ver que es ajena a este tipo de afectos, quiz por considerarlos demasiado vulgares1. Arthur intenta besar a Eve en un recuerdo de infancia. En sntesis, si bien Eve amaba la belleza y procuraba crear a su alrededor un mundo ordenado y exquisito, era incapaz de un cario verdadero. Ella misma era un modelo admirable pero glido, incapaz de dar algo de calor a los que la rodeaban. Buscaba la belleza y el orden de una forma obsesiva, sin percatarse que iba convirtiendo su hogar en palabras de Arthur en un palacio de hielo. Renata de nia observando un jarrn de su madre. Gracias a su dinero, Eve consigui que Arthur siguiera estudiando y se convirtiera en un prspero abogado, pero ms que amarle, se senta orgullosa con su creacin, como si su marido fuera uno ms de sus exquisitos objetos decorativos. Algo similar les debi suceder a sus tres hijas: educadas con un estricto y severo control por parte de su madre, nunca llegaron a encontrar en ella un verdadero instinto maternal, tan slo brillantez. 1 La pelcula altera o suprime algunos pasajes del guin. En ste, los recuerdos de Joey aparecen al comienzo, pero en la pelcula se sustituyen por las amargas reflexiones de Arthur desde su oficina de Nueva York. WOODY Allen, Interiores, Tusquets, Barcelona, 1981. Pero algn da ese mundo perfecto se hizo aicos; las piezas de ese perfecto reloj se desencajaron y todo dej de funcionar. Eve sufri una depresin y tuvo que ser internada. Regresara a su casa tras un tratamiento de electroshock, pero nunca se repondra de su enfermedad, cuyo sntoma ms notorio sera un carcter obsesivo respecto al orden y una frustrante indecisin ante sus resultados como decoradora de interiores. Eve de joven, manifiesta su obsesin por el orden. A partir de entonces, Arthur comenz a tener amoros espordicos. Las hijas, a medida que iban creciendo, se tuvieron que enfrentar a sus propios desafos: las frecuentes crisis de su madre primero, luego el desapego familiar, sus imperfectas vidas de pareja, desilusiones profesionales... Finalmente, en una velada familiar, Arthur anuncia que necesita unas vacaciones y una separacin temporal de Eve. Es el comienzo del desastre, del intento frustrado de Eve para volver a poner orden en su entorno; de su incapacidad creciente para establecer relaciones normales con sus hijas, que intentan que acepte la realidad sin victimismo o falsas esperanzas. Eve, tras la separacin, en su apartamento en Nueva York. Como es habitual en l, Woody Allen nos ofrece un cuadro bastante pesimista de las relaciones internas en el seno de una familia de clase acomodada, algo que volver a repetir en Hannah and Her Sisters (1986) y en September (1987). Pesimismo que se acenta con los silencios la pelcula carece de banda sonora, con sus tonalidades oscuras, grises y beiges, con el minimalismo decorativo, con la sensacin de tristeza y frustracin que emanan todos sus personajes. Slo hay que fijarse en Eve: hay algo de antiptico en ese peinado tan puritano, teido de un negro que acenta la perfecta simetra de la raya al medio, o en la contencin de sus gestos, en su sonrisa forzada, o en su elegancia altiva. Eve en el comedor de su apartamento. En muchas escenas los personajes miran a travs de las ventanas el exterior; como queriendo mostrar que stos se encuentran atrapados en un interior fro y desolado, mientras que la vida o los recuerdos nostlgicos se encuentran en el exterior. Arthur reflexionando en voz alta en su despacho en Nueva York. Y aqu aparece Pearl, la nueva pareja de Arthur, un objeto extrao en el ambiente fro, rgido y asptico de la casa familiar. Es la anttesis de Eve. Es alegre, vital, desinhibida, colorista, poco ilustrada, de una vulgaridad carente de decoro. Joey, la hija ms unida a su padre, se avergenza que est enamorado de una mujer de tan mal gusto, llegando a insultar a Pearl en la velada familiar posterior a la boda. Pero finalmente ser Pearl la que tome la iniciativa y devuelva la vida, con su aliento, a una Joey que en muchas cosas corre el peligro de ir parecindose a su madre. Pearl bailando tras su enlace matrimonial con Arthur. En su nueva mujer Arthur no busca ni distincin ni belleza, sino a una mujer vitalista y optimista que le ayudara a liberarse del ambiente asfixiante en el que hasta entonces haba vivido, a romper barreras, a huir de ese mundo perfecto y ordenado que tan profundo hasto le haba provocado. Y quiz sta sea la clave para comprender por qu fracasa el riguroso esteticismo que preside la vida de Eve. Lo excesivamente perfecto, el orden y la belleza sin defecto, acaba produciendo cansancio, empalago, hasto, y finalmente nos enerva y desquicia. No podemos pretender que nuestras vidas, el mundo que construimos, sea una obra de arte; siempre habr elementos imprevisibles; algo fortuito, discordante o trasgresor que se escape a nuestro control. Pero es precisamente en ello, en ese sutil contrate entre lo perfecto y lo imperfecto, donde se encuentra esa vitalidad y frescura que precisa toda forma artstica2. * * * Como hemos sealado, la mayora de las escenas se desarrollan en la casa familiar, una vivienda junto a la playa en los Hamptons de Long Island, cerca de la localidad de Southampton. Como es sabido, se trata de una de las zonas ms exclusivas utilizadas por los neoyorquinos ms acomodados para sus vacaciones y fines de semana desde finales del siglo XIX. Su arquitectura tradicional deriva de una mezcla de mansiones tpicamente americanas con influencias Arts & Crafts, construidas mediante listones de madera verticales y tejas de madera de ah el denominado estilo stick y shingle, frecuentemente pintadas de blanco y con amplias cubiertas inclinadas, lo que les otorgaba, junto con cierto aire de romntica distincin, un carcter de refugio rstico muy relacionado con el entorno natural. Quiz interese sealar que, desde finales de los aos sesenta, la arquitectura de los Hamptons ha sufrido un gran cambio, al ponerse de moda entre los neoyorkinos ms pudientes la construccin de sofisticadas viviendas diseadas por los arquitectos de mayor renombre, como Richard Meier, Charles Gwathmey o Robert Stern. La casa familiar en Hamptons, Long Island (Nueva York). Con todo, Woody Allen apenas nos deja ver el exterior de la vivienda, tan slo en las escenas finales podemos apreciar algo de su arquitectura, pues la intencin de Allen se centra siempre en los interiores cerrados. Por cierto, que la casa alquilada para 2 La idea no es nueva, se debe a los clsicos y ya la enunci Cicern al hablar del arte: Es difcil de explicar la razn de que las cosas que ms deleitan nuestros sentidos, y que ms nos conmueven a primera vista, son las que ms pronto nos producen saciedad y fastidio. En otros pasajes de sus obras, Cicern nos recordar que la bsqueda de la perfeccin, de lo que es bueno, debe tener un lmite, ya que el exceso puede ser repelente. En nuestro actuar, o en las personas que nos rodean escribir en otros pasajes es necesario algo de relajacin y saber transmitir una agradable sensacin de despreocupacin, una cierta negligencia y un aparente descuido frente a las normas establecidas; ya que de lo contrario, todo sera formalismo, rigidez, envaramiento, sometimiento servil a las reglas del buen gusto. Siglos despus, en el Renacimiento, Baldassar Castiglione lo expresar en Il libro del Cortegiano de esta forma: Vedete adunque como il mostrar larte ed un cos intento studio levi la grazia dogni cosa. Desafortunadamente Eve, pese a su exquisito gusto, no haba ledo a los clsicos. la pelcula fue transformada totalmente en su interior para otorgarle esa frialdad tan acusada en colores, mobiliario rstico, cuadros y decoracin. Pero no qued todo ah, segn nos cuenta Allen, qued enamorado del lugar, se compr una casa e invirti tiempo y dinero en repararla y decorarla. Pero cuando la estren solamente logr vivir un da en ella. Se dio cuenta de que todo haba sido un gran error, le espantaba la soledad, la oscuridad de las tardes de invierno, el ruido del viento y de las olas, la inactividad al caer la noche, y orden ponerla en venta3. Elementos decorativos del gusto de Eve. Pero el inters de la pelcula no est en la arquitectura, sino, como antes comentaba, en la esttica, o si se quiere, en la decoracin de gusto exigente y minimalista. En los interiores decorados por Eve observamos un uso inteligente de muebles antiguos de madera de procedencia europea, grandes pinturas no figurativas, y sobre todo piezas de cermica de todo tipo. En algunas escenas apreciamos la obsesin de Eve con este tipo de piezas y su carcter inflexible ante el lugar donde deban disponerse, para desesperacin de Mike, el marido de Joey. En otras, los vemos alineados con todo cuidado (al modo de las pinturas de Giorgio Morandi), como si disposicin fuera una metfora expresiva de la correcta situacin que para Eve deba ocupar cada miembro de su familia. 12 de octubre de 2009 3 Cfr. LAX, Eric, Conversaciones con Woody Allen, Randon House Mondadori, Barcelona 2008, pp. 144 y ss.