Revista Julio Agosto 2015

  • Published on
    12-Jan-2016

  • View
    7

  • Download
    0

DESCRIPTION

Revista Mundo del Maana

Transcript

Inteligencia artificialPositivamente 2 En qu mundo vive usted?8La Iglesia y la juventud10 Conflictos finales12Imperios vienen y van16Inteligencia artificial20PositivamenteJulio y agosto del 2015 www.elmundodemaana.orgEl PODERde la religinpg. 4El Mundo de Maana2La revista El Mundo de Maana no tiene precio de suscripcin. Se distribuye gratuitamente a quien la solicite gracias a los diezmos y ofrendas de los miembros de la Iglesia del Dios Viviente y otras personas que voluntariamente han decidido tomar parte en la proclamacin del verdadero evangelio de Cristo a todas las naciones. Salvo indicacin contraria, los pasajes bblicos que se citan en esta publicacin han sido tomados de la versin Reina Valera revisin de 1960.Nuestra portada: La orientacin religiosa del Estado Islmico los hace anhelar la muerte de quienes se les opongan.www.elmundodemaana.orgDirector general Roderick C. MeredithDirector de la obra hispana Mario HernndezDirector financiero Ral ColnColaboradores Margarita Crdenas Madeleine Lincoln-Strange Annie Prez de Coln John Robinson Jorge SchaubeckDirecciones de El Mundo de MaanaArgentinaLisandro de la Torre 29451611 Don Torcuato,Partido de Tigre, Buenos AiresTel. 54 (011) 4727 4344BoliviaAve Potos #1171 Entre Aniceto Padilla y Uyuni Zona Recoleta, CochabambaTel. 59 (1) 4489291 (293)ChileCasilla 31Independencia, SantiagoTel. 56 (2) 506 8657ColombiaApartado 201909Medelln, AntioquiaTel. 57 (4) 570 0027Costa RicaApartado 2346151 Santa Ana 2000Tel. (506) 2228 5935Estados UnidosApartado 3810Charlotte, NC 28227-8010Tel. 1 (704) 844 1970Guatemala7 Ave 8-43 Zona 2,B El Jardn, Coatepeque, QuetzaltenangoTel. (502) 7775 4824MxicoApartado 8976901 El Pueblito, CorregidoraQuertaroPuerto RicoUrb. Sabanera 282Camino Miramontes Cidra 00739Tel. (787) 420 4543 Correo: viviente@lcg.orgMensaje personal del director general, Roderick C. MeredithEn mis 84 aos de vida ha sido fascinante observar los diversos mundos en que viven las personas. La ma-yora estn consumidas, y a menudo limitadas, por la estrechez del medio en que habitan.Centenares de millones viven en el mundo de los medios de difusin, desbordndose de entusiasmo por las estrellas de cine y televisin. Otros andan absortos en el mundo deportivo y se ma-ravillan por las canastas acertadas, las carreras anotadas o los goles de sus hroes del deporte.Tambin hay mundos dentro de otros mundos. Un fantico del golf quiz sepa muy poco de ftbol o quiz no le interese. Un amante de la pera tal vez desconozca la mayor parte de la msica popular y un seguidor de la orquesta de moda posiblemente menos-precie o se aburra con la msica coral o sinfnica.Los residentes de cada mundo suelen dejar que sus intere-ses estrechos consuman casi todo su tiempo libre y que dominen sus conversaciones y relaciones. Es raro el individuo que se aparta de sus hbitos para observar el panorama general que le permita ver su pequeo mundo como algo estrecho y limitado.Sir Winston Churchill dijo: Aqu en la Tierra se est cum-pliendo un gran propsito y un designio. Este varn del siglo estaba bien encaminado, pero ni siquiera l comprenda plenamente ese gran designio y propsito ni la razn por la cual nacimos, la razn por la cual respiramos, y tampoco el objetivo para el que fui-mos creados.Lo comprende usted?Mi propio pequeo mundoCuando yo creca en el pueblo minero de Joplin, en el Suroes-te de Misuri, mi mundo se limitaba a mis amigos y parientes y a las comunidades cercanas a Joplin. Ese mundo se ampli cuando siendo un joven adulto, tuve la oportunidad de pasar tres meses y medio viajando por Europa. Fue una verdadera revelacin observar a millares de personas comunes y corrientes viviendo su vida. Por las tardes, en los amplios bulevares de Pars, Roma y Madrid, vea a familias enteras sentadas a la mesa; mientras la abuela tomaba el t, un hijo y la nuera beban vino y los nios pequeos disfrutaban de un refresco. Simplemente estaban viviendo, ni ms pecaminosos ni ms rectos que los estadounidenses con quienes me haba criado.En qu mundo vive usted?Julio y agosto del 2015 3Mensaje personal del director general, Roderick C. MeredithEsta experiencia me sirvi para comprender que los verda-deros valores que debemos buscar no son los del protestantismo norteamericano ni del catolicismo europeo ni de algn otro mun-do de ideas y prcticas ideadas por hombres. Esos valores se en-cuentran en los diez mandamientos, el camino inspirado que Dios revel hace siglos a nuestros antepasados. Cualquier otro cdigo de conducta inventado por hombres es inferior y limitado, porque nuestra mente y nuestro entendimiento son limitados y muy inferio-res a los del Creador que nos hizo.A muchos no les gusta or esto! Jams olvidar el consejo de un primo mayor que tuvo mucho xito en los negocios. Traz un gran crculo y lo dividi en secciones para mostrar a qu debemos dedicar diferentes porciones de la vida: a la educacin, al trabajo, a la familia, etc. Marc una sec-cin muy pequea para religin, que segn l poda ser til a veces, pero que jams deba imponerse so-bre las cosas grandes de la vida, como la carrera y la familia.Lo que me estaba diciendo era que pusiera a Dios dentro de un cajn! Naturalmente, Dios no le haba abierto el entendimiento, y su error de razonamiento era muy cla-ro. Si no hubiera un Dios real ese concepto podra servir, pero si hay un Dios verdadero, un Ser Espiri-tual poderoso que nos cre, que cre nuestra mente y todo el Universo; y que tiene un propsito supremo dis-puesto para nosotros, entonces ms vale que no intentemos poner a Dios en un cajn!El poder de la religinEn la actualidad, viendo a Boko Haram y el Estado Islmico arrebatando miles de kilmetros cuadrados de tierra, sembrando el terror en las ciudades y asesinan-do a innumerables opositores, todo a nombre de la religin, debe ser obvio que el mundo espiritual es un motivador poderoso para millo-nes de personas en el mundo. No podemos hacer caso omiso de esta realidad si es que pretendemos sobrevivir.Qu significa todo lo comentado para usted y para m? La Palabra inspirada de Dios indica que antes de que Jesucristo regre-se, el mundo rabe se unir bajo un personaje identificado como el Rey del Sur (Daniel 11:40). Este se levantar contra una bestia o potencia que surgir en Europa. Estarn implicados cientos de millones de seres humanos, tan engaados que pelearn contra Je-sucristo cuando regrese! (Apocalipsis 17:14).Esta revista, y la obra que la respalda, se han levantado en el tiempo del fin, o postreros das de la era actual, para emplear la expresin bblica, con el fin de advertir a las naciones que el Crea-dor intervendr pronto y que pondr fin a las necedades en contra de Dios que pululan a nuestro alrededor. El Cristo viviente vendr pronto como Rey de reyes (Apocalipsis 11:15). Va a cambiar a esta civilizacin, poniendo fin a la incesante competencia, engao, infi-delidad, homicidios y dems prcticas horribles que hoy se impo-nen; incluso a menudo a nombre de la religin.Acte conforme a la verdad!En qu situacin est usted? Si est en disposicin de com-probar que hay un Dios real, nuestro Padre y Creador que nos hizo y nos da la vida y el aliento, y si usted puede demostrarse que la Bi-blia es la revelacin inspirada de Dios; entonces le conviene actuar. Debe ponerse a estudiar, meditar y buscar a Dios de todo cora-zn. Cualquiera otra cosa sera necedad! El Dios Todopoderoso dijo a nuestros antepasados lo que sus descendientes tendran que hacer cuando se hallaran en cautive-rio a finales de esta era: Mas si des-de all buscares al Eterno tu Dios, lo hallars, si lo buscares de todo tu co-razn y de toda tu alma. Cuando es-tuvieres en angustia, y te alcanzaren todas estas cosas, si en los postreros das te volvieres al Eterno tu Dios, y oyeres su voz (Deuteronomio 4:29-30).Realmente lo puede usted en-tender? Ms all de cualquier otro mundo en el que usted pueda en-contrarse, el mundo en s de la verdad de Dios es el definitivo; el que afec-tar su vida mucho ms de lo que se pueda imaginar!Por eso, quiero lanzar un desa-fo a todos nuestros queridos lectores: Bsquenlo. El Dios verdadero, el Creador y Gobernante del Univer-so, quien inspir las palabras de la Biblia, le dar a usted comprensin, fuerzas y ayuda si usted realmente lo busca de un modo que la mayora de los lectores nunca lo han hecho.Quienes participamos en esta obra estamos para servir a usted. Sinceramente deseamos ayudar. Po-dramos tener muchos ms seguido-res si predicramos las falsedades tradicionales, pero deseamos ayudar a los pocos que sinceramente desean aprender y practicar la verdad. Si no ha solicitado nuestro Curso bblico por correspondencia de El Mundo de Maana, lo invitamos a hacerlo ahora. Es gratuito, puede solicitarlo al correo: viviente@lcg.org o descargarlo desde nuestro sitio en la red: elmundodema-ana.org. Los invito a que empiecen a estudiar la Biblia como nun-ca antes. Estudien tambin nuestras publicaciones gratuitas. Si lo hacen, cambiar su mundo de una manera excepcional, siempre y cuando dediquen tiempo a estudiar y a actuar conforme al gran propsito que Dios les est revelando por medio de esta obra de su Creador y de su Dios!Roderick C. MeredithUsted puede aprender la verdad de Dios y el camino de vida que Jesucristo les ense a sus seguidores, estudiando junto con su propia Biblia, nuestro Curso bblico por correspondencia. Como todas nuestras publicaciones se lo enviaremos gratuitamente.El Mundo de Maana4Ms de 1.500 millones de personas profesan la reli-gin llamada Islam. Para la gran mayora de los creyentes, su religin es su vida. Para bien o para mal, son apa-sionados de su religin! Aunque muchos musulmanes son pacficos y bien intencio-nados, la poderosa influencia de las creen-cias religiosas islmicas, y de los extremis-tas que aprovechan la interpretacin ms militante de esas creencias, est arrastrando a muchos al camino de la violencia.Muchos altos polticos y estrategas en el Occidente han querido insistir en que el Estado Islmico (EI), que ahora se ex-tiende por el Oriente Medio y que ya do-mina un territorio ms grande que el Reino Unido, no tiene una base religiosa. En esto se equivocan! Un estudio cuidadoso mues-tra que se trata precisamente de religin, de principio a fin! Ms an, la orientacin religiosa de estos militantes los hace an-helar la muerte de todos los que se opongan a ellos en su empeo por acelerar el fin del mundo tal como se profetiza en las escritu-ras musulmanas.Cun sanguinarios y genocidas se han vuelto estos musulmanes del EI en el nombre de su religin? Veamos este infor-me muy revelador de Graeme Wood publi-cado en la revista The Atlantic:En septiembre, el jeque Ab Moha-med al Adnani, vocero principal del Estado Islmico, hizo un llamado a los musulma-nes en los pases occidentales, como Fran-cia y Canad, para que busquen a un incr-dulo y le rompan la cabeza con una piedra, lo envenenen, lo atropellen con un auto o le destruyan sus cultivos. A odos de un oc-cidental, estos castigos, con cierto acento bblico (apedrear y destruir los cultivos), suenan extraos cuando se yuxtaponen al llamado a cometer homicidio vehicular. Como para mostrar que poda causar terror con simples imgenes, Adnani tambin se refiri al secretario de Estado John Kerry como un vejete incircunciso.Adnani no estaba simplemente dis-paratando. Su discurso llevaba entrelaza-dos conceptos teolgicos y legales, y su exhortacin de atentar contra los cultivos hace eco de las rdenes de Mahoma, quien mand no tocar el agua ni los cultivos ex-cepto si los ejrcitos del Islam se hallaban en posicin defensiva, en cuyo caso los mu-sulmanes en tierras de los kuffar, o incrdu-los, deban ser inmisericordes y envenenar libremente.La realidad es que el Estado Islmi-co es islmico. Muy islmico. Cierto es que ha atrado sicpatas y aventureros, en su mayor parte de los sectores ms descon-tentos del Oriente Medio y Europa. Pero la religin que predican sus seguidores ms ardientes se deriva de interpretaciones del Islam que son coherentes e incluso eruditas.Virtualmente todas las decisiones y leyes importantes dictadas por el Estado Islmico se adhieren a lo que este llama en su prensa y sus pronunciamientos, en sus vallas, placas de automviles, papelera y moneda: la metodologa proftica, lo cual significa seguir la profeca y el ejemplo de Mahoma en sus detalles ms meticulosos. Los musulmanes pueden rechazar el Esta-do Islmico; casi todos, de hecho, lo hacen. Pero negar que es un grupo religioso y mi-lenarista, con una teologa que es preciso comprender para poder combatirla, ya ha llevado a los Estados Unidos a subestimarlo y a respaldar estrategias pobres para contra-rrestarlo (The Atlantic, marzo del 2015).Como seala el artculo en gran deta-lle y con muchas referencias, los partida-rios del Estado Islmico son absolutamente apasionados por su religin!Y usted? Es apasionado por su re-ligin?Oh, no, dirn muchos, aqu en nuestra sociedad occidental educada no Por Roderick C. MeredithEl PODERde la religinEs el fanatismo religioso algo que se encuentra muy lejano?Cabra la posibilidad de que su propia nacin cayerabajo la influencia de un poderoso lder religioso?La Biblia revela la respuesta!Julio y agosto del 2015 5podra ocurrir nada parecido. Se equivo-can. La Palabra inspirada del Dios Creador, la Santa Biblia, deja muy en claro que en los postreros das de esta sociedad aparecer en el escenario una religin poderosa que se dir, supuestamente, cristiana. Dir representar a Jesucristo y se apoderar de vastas extensiones del mundo, con sus tem-plos, sus negocios y la mayor parte de su modo de vida. La mayora de los que viven en este tiempo llegarn a ver un mundo en el que una forma nominal de cristianismo detentar el poder en el Occidente en un grado que causara envidia a los militantes del EI de hoy! La religin puede ser poderosaPara bien o para mal, la religin ha sido una fuerza realmente poderosa durante la mayor parte de la historia universal. La religin toca un anhelo profundo en la na-turaleza humana, que es seguir a un poder superior y prestar servicio a algo ms grande que uno mismo. Muchos hombres malos han aprovechado su habilidad perso-nal para torcer este aspecto noble de la naturaleza huma-na. Efectivamente, las profecas inspi-radas de la Biblia indican claramente que en los prxi-mos aos las socie-dades del mundo sern sacudidas por un choque de religiones de proporciones mo-numentales. Dos grandes potencias mundiales, cada una respaldada por su pasin religiosa, llegarn a la guerra al final de la presente civilizacin. En ese pun-to, el mundo entero quedar atnito cuando una tercera fuerza, el lder de lo que parece-r ser otra religin intervenga con poder asombroso para impedir que la humanidad se destruya a s misma.Todo esto se encuentra en la Biblia! Pero ahora mismo leemos casi a diario de las atrocidades perpetradas por el Estado Islmico, actos viles que resultan casi in-comprensibles para la mayora.Por qu?Cuando leemos en detalle sobre el Oriente Medio, que en su mayor parte est bajo la influencia del Islam, nos damos cuenta de que millones de seres han pasado toda la vida oyendo que han sido pisotea-dos por los Estados Unidos, por sus aliados europeos y espe-cialmente por los judos, a quienes persi-guen con tanto empeo. Cierto es que en el pasado las naciones rabes fueron conquis-tadas por las potencias europeas, quienes alteraron sus fronteras nacionales con fines polticos, y que se han sentido denigradas y vctimas de persecuciones en sus propias ciudades y aldeas, en las zonas rurales po-bres y en las urbanas. Muchos han deseado entonces, con ardor, algn tipo de vengan-za.Innumerables rabes musulmanes han sido alimentados por sus imanes y otros lderes con una dieta ideolgica que sugiere que un futuro mahdi, o superlder reli-gioso y poltico, vendr al final de esta era para librarlos de la opresin y devolverles su orgullo perdido. Ahora mismo, muchos en el grupo que se autodenomina el Estado Islmico, estn perpetuando y agrandando estos conceptos e ideas. Su pretensin es establecer un califato, es decir, un ver-dadero imperio del Islam mediante el cual sus partidarios puedan unirse y romper las cadenas impuestas por los pueblos de Europa y de los Estados Unidos. Es claro que las masas rabes estn descontentas, y los extremistas religiosos azuzan su sed de venganza invocando antiguas profecas musulmanas y como modo de desquitarse y de poder levantar la cabeza de nuevo.Notemos la profeca inspirada en Da-niel 11. En esta profeca, el Dios Creador describe una restauracin final del antiguo Imperio Romano en Europa, que obvia-mente queda al norte de los estados rabes. El momento descrito es al cabo del tiem-po, o sea los ltimos aos de la civiliza-cin actual (v. 40). En este punto, el Rey del Sur, que es un lder poderoso de las naciones rabes, ataca al lder del Imperio Romano restaurado, o contender con l, como dicen algunas versiones. Con sus ar-mas tecnolgicamente superiores, la poten-cia europea, denominada la bestia en la profeca bblica, se levantar como una tempestad para arrollar a la potencia mu-sulmana. Entonces la bestia y sus ejrcitos entrarn en la tierra gloriosa y se apoderarn de buena parte del Orien-te Medio.La profeca de Daniel indica claramente que no escapar el pas de Egipto (v. 42), pero enseguida seala tambin la llegada de un gran ejrcito que viene del Oriente a pe-lear contra la bestia e impedir que se apodere de todo el mundo (v. 44).En ese punto la humanidad estar al borde del suicidio total, es decir, la aniquilacin total de s mis-ma. Solo entonces, segn indica la Biblia, intervendr el lder religio-so final y ms grande de todos los tiempos para poner fin a las guerras humanas. El nombre de ese lder es Jesucristo! Quin es el Rey del Norte?Muchos eruditos religiosos y estudiosos de la profeca han lle-gado a entender que el Rey del Norte descrito aqu es un futuro Hitler, identificado como la bestia en la Bi-blia. En un futuro relativamente prximo, este encabezar la mxima superpotencia Para bien o para mal, la religin ha sido una fuerza realmente poderosa durante la mayor parte de la historia universal.El Rey del Norte o la bestia con el podero militar ms gran-de del mundo arrasar con gran parte del Oriente Medio.El Mundo de Maana6mundial, dotada del podero militar e in-dustrial ms grande que el mundo haya conocido.De quin se trata? Si usted estu-dia atentamente y con mente abierta, ver fcilmente que esta futura bestia es de hecho el lder del Imperio Romano res-taurado. La Biblia dice: Esto, para la mente que tenga sabidura: Las siete ca-bezas son siete montes, sobre los cuales se sienta la mujer, y son siete reyes. Cinco de ellos han cado; uno es, y el otro an no ha venido; y cuando venga, es necesa-rio que dure breve tiempo. La bestia que era, y no es, es tambin el octavo; y es de entre los sie-te, y va a la perdicin. Y los diez cuernos que has visto, son diez reyes, que an no han recibido reino; pero por una hora recibirn autoridad como reyes juntamente con la bestia. Estos tienen un mismo propsito, y entrega-rn su poder y su autoridad a la bestia (Apocalipsis 17:9-13).En este mismo mo-mento, muchas naciones europeas estn entregando su poder por las buenas a una de las naciones ms im-portantes de Europa. Con el tiempo, el lder final de este sistema, que la Biblia identifica como la bestia, tendr diez reyes o reinos aliados con l y un poder que se extender mucho ms all de dichos reinos. El apstol Juan nos dice: Todas las naciones han bebido del vino del furor de su fornicacin; y los reyes de la Tierra han fornicado con ella, y los mercaderes de la Tierra se han en-riquecido de la potencia de sus deleites (Apocalipsis 18:3). Ahora bien, los cris-tianos no deben ceder a sus tentaciones. Juan nos advirti: Salid de ella, pueblo mo, para que no seis partcipes de sus pecados, ni recibis parte de sus plagas (v. 4).Los gobernantes de este formidable complejo militar industrial, guiados por sus lderes religiosos, llegarn a tal gra-do de arrogancia que van a pelear contra Jesucristo cuando regrese como Rey de reyes: Pelearn contra el Cordero, y el Cordero los vencer, porque l es Seor de seores y Rey de reyes; y los que es-tn con l son llamados y elegidos y fie-les. Me dijo tambin: Las aguas que has visto donde la ramera se sienta, son pue-blos, muchedumbres, naciones y lenguas (Apocalipsis 17:14-15).La iglesia falsa o la ramera des-crita en el versculo 15, se monta con po-der religioso sobre multitudes de naciones y lenguas! Recuerde que este sistema se describe como habitacin de demonios y guarida de todo espritu inmundo, y alber-gue de toda ave inmunda y aborrecible (Apocalipsis 18:2).Cuando contemplamos la venidera realidad de todo esto, quedamos absolu-tamente atnitos. El poder de la religin mal utilizado es tan arrollador que cientos de millones de seres humanos se dejarn arrastrar por una corriente religiosa falsa, una mujer que cabalga sobre la bestia, lo cual simboliza su papel controlador (Apocalipsis 17:3-7). Ella los har pelear contra Jesucristo cuando regrese a gober-nar sobre el mundo! (Apocalipsis 17:14).Muchos suscriptores que llevan aos leyendo la revista El Mundo de Maana comprenden que estas seales se pueden demostrar claramente con los versculos de la Biblia. A los lectores ms recientes de la revista, y los que deseen comprender y comprobar estas verdades, los invitamos a que nos llamen o escriban inmediatamente para solicitar su ejemplar gratuito de nuestro revelador folleto so-bre este tema: La bestia del Apocalipsis. Por su propio bien, le rogamos que lea y estudie junto con la Biblia la informacin importantsima en este folleto! La guerra religiosa finalLas Escrituras revelan que luego de las tremendas perturbaciones y traumas cau-sados por el Rey del Sur, y luego de la derrota de ese enemigo por el Rey del Nor-te, habr una guerra final como algo que el mundo nunca ha conocido. Cuando los ejrcitos de la bestia dirigidos por Europa se amasen para hacer batalla contra 200 millo-nes de soldados procedentes del Oriente, el Dios Todopoderoso intervendr para detener la matanza total que estar a punto de ocu-rrir. Ser el regreso de Jesucristo en perso-na, para intervenir y evitar la destruccin total de toda la humanidad! Llevar a las na-ciones de la Tierra al valle de Josafat (Joel 3:12). All, con su poder total, producir la culminacin del da del Eterno en el valle de la de-cisin (v. 14). Las estrellas retraern su resplandor (v. 15) y el Eterno rugir des-de Sion, y dar su voz desde Jerusaln, y temblarn los Cielos y la Tierra; pero el Eterno ser la esperanza de su pueblo, y la fortaleza de los hijos de Israel (v. 16).Mientras un terremoto formidable sacudir toda la Tierra, Jesucristo regresa-r con poder absoluto para establecer su Reino, su Go-bierno en la Tierra: El sp-timo ngel toc la trompeta, y hubo grandes voces en el Cielo, que decan: Los reinos del mundo han venido a ser de nuestro Seor y de su Cris-to; y l reinar por los siglos de los siglos (Apocalipsis 11:15). Jesucristo va a regre-sar no solamente como Rey de reyes sino tambin como Seor de seores. Vendr como Sumo Sacerdote de la nica religin verdadera: Nos ensear en sus caminos, y andaremos por sus veredas; porque de Sion saldr la ley, y de Jerusaln la palabra del Eterno (Miqueas 4:1-2). Despus, aunque todos los pueblos anden cada uno en el nom-bre de su dios, nosotros con todo andaremos en el nombre del Eterno nuestro Dios eterna-mente y para siempre (v. 5).Adems, vendrn muchos pueblos, y dirn: Venid, y subamos al monte del Eterno, a la casa del Dios de Jacob; y nos ensear sus caminos, y caminaremos por sus sendas. Porque de Sion saldr la ley, y de Jerusaln la palabra del Eterno. Y juzgar entre las naciones, y reprender a muchos pueblos; Un ejrcito de 200 millones procedente del Oriente atacar al poder de la bestia.Julio y agosto del 2015 7Cmo les afectarn a usted y su familia los futuros sucesos religiosos y polticos mundiales? Estar por surgir un dictador mundial?Qu o quin es la bestia?Recibir usted su detestable marca? Solicite y estudie con mente abierta nuestro esclarecedor folleto gratuito:La bestia del ApocalipsisMito, metfora o realidad inminente?La bestia del ApocalipsisMito, metfora o realidad inminente?La bestia del ApocalipsisMito, metfora o realidad inminente?Puede solicitarlo escribiendo a una de las direcciones que se encuentran en la pgina 2 de esta revista o enve un correo a: viviente@lcg.org. Tambin puede descargarlo desde nuestro sitio en la red: www.elmundodemaana.orgy volvern sus espadas en rejas de arado, y sus lanzas en hoces; no alzar espada nacin contra nacin, ni se adiestrarn ms para la guerra (Isaas 2:3-4).A diferencia de la poca actual, en que los militantes religiosos buscan matar y muti-lar en el nombre del Islam y otras religiones, el Reino de Dios sobre la Tierra introducir un tiempo cuando los seres humanos ni si-quiera aprendern a hacer la guerra ni a ma-tar ni a destruirse unos a otros. Lo que van a aprender es el camino de Dios.Cierto es que la religin constituye una fuerza poderosa. Al final, la religin verdadera traer una utopa feliz de amor, alegra y paz nunca antes vista en la historia del mundo! No permita usted que alguien le diga que la religin carece de importancia. Va a ser la fuerza importante y motivadora de los ltimos acontecimientos en la historia del mundo. Ser la fuerza decisiva del bien en la era que vendr! Por tanto, no subestime el poder de la religin. Todo esto tiene que ver con el futuro real que ya empieza a producir-se en estas batallas entre los europeos y las naciones rabes, y que terminar por afectar a todas las naciones sobre la faz de la Tierra.Usted y la verdadera religin!A medida que los hechos increbles que he descrito empiezan a ocurrir a nuestro al-rededor, trate de entender que si usted desea escapar de las perturbaciones futuras, es de vital importancia que aprenda y practique la verdadera religin que se ensea en las p-ginas de la Biblia! Satans el diablo engaa a todas las naciones del mundo (Apocalipsis 12:9). Jesucristo ense una y otra vez que el camino de Dios es el de un cristiano lleno del Espritu y que se vale de este Espritu en l para poder guardar los mandamientos (Ma-teo 19:17).Jesucristo tambin dijo que los que en-sean y practican hasta el ms pequeo de los mandamientos sern bienaventurados por hacerlo. Tristemente, la mayora de quienes se declaran seguidores de Cristo han ideado toda suerte de argumentos para demostrar que el cristiano no necesita guardar los mandamien-tos de Dios. Usted sabe que no es as! Como vemos directamente en la Biblia, la verdadera fe de Cristo se presenta reiteradamente como algo basado en el camino de Dios, un camino en el que todos guardan los diez mandamien-tos y los tienen como su modo de vivir, como un camino que trae paz a todo el que lo sigue. Como dice la Palabra de Dios en Apocalipsis 14:12: Aqu est la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe de Jess.S, la religin verdadera enseada por Jesucristo y sus apstoles en el Nuevo Testa-mento es realmente poderosa y definitiva-mente incluye guardar los mandamientos, lo que se hace posible gracias al don del Esp-ritu Santo. Le ruego que no se deje engaar por predicadores convincentes que le haran creer lo contrario. Ruego que contine leyen-do y estudiando esta revista y los importantes folletos que ofrecemos absolutamente gratis para ayudarle a comprender el camino de Dios y a prepararse para ser uno de aquellos reyes y sacerdotes que ayudarn a Jesucris-to a gobernar sobre el mundo. No en el Cielo, sino en la Tierra; en el futuro Reino de Dios (Apocalipsis 5:9-10).Sin duda alguna muchos de quienes leen este artculo tienen amistades que eligie-ron su iglesia, y quiz toda su religin, por-que era fcil llegar a los servicios a pie o en auto, o por los programas que ofreca para jvenes, o por tener el mejor director de coro o los fieles ms simpticos. Usted, si es-tudia la Biblia con sinceridad y dedicacin, no har lo mismo! Usted debe comprobar por s mismo dnde se est enseando toda la verdad de la Biblia! Que Dios lo ayude a verificar estas cosas. Examinadlo todo; re-tened lo bueno (1 Tesalonicenses 5:21). Que Dios le ayude a comprender la importancia y el poder de la religin verdadera y cmo esta realizar un cambio en su vida personal y dentro de poco tiempo en el mundo entero, para que todos aprendan a caminar por el ca-mino de la verdad. El Mundo de Maana8Jvenes del maanaPor Jonathan McNair Para la mayora de los jvenes de hoy, la Iglesia y la re-ligin tienen poca importancia en la vida diaria. Com-parada con la escuela, los medios sociales, el entreteni-miento popular, los deportes y dems diversiones, la Iglesia no les atrae ni les interesa.Un estudio del Centro de Investigaciones Pew, titulado: La religin entre los jvenes del milenio, encontr lo siguiente respecto de los adultos jvenes de 30 aos o menos: Uno de cada cuatro identifica su religin como atesmo, ag-nosticismo o nada en particular. Uno de cada cinco dice que creci en una religin, pero que ahora no est afiliado a ninguna fe en particular. Solo el 64 por ciento dicen estar seguros de la existencia de Dios. Menos de la mitad, el 45 por ciento. dicen que la religin es muy importante en su vida. Menos de la mitad, el 48 por ciento, dicen que oran todos los das. De los afiliados a una iglesia, casi tres de cada cuatro, el 74 por ciento, dicen que hay ms de una manera correcta de interpretar las enseanzas de su fe. Menos de uno en cada cinco, el 18 por ciento, dicen que asisten a los servicios religiosos semanalmente.Muchos suponen que este es un fenmeno nuevo, propio de la llamada Generacin X, la Generacin Y o los jvenes del mile-nio; tambin llamada Generacin Z. En realidad, es una tendencia observada en una u otra forma desde hace decenios. Los esfuerzos por detener el caudal de jvenes que abandonan las iglesias datan de hace ms de 70 aos; desde que organizaciones como Vida Joven y Jvenes para Cristo se esforzaron por llegar a los jvenes, y com-placer a sus padres, con programas orientados hacia actividades que a menudo ofrecan comida y msica en vivo. En la actualidad la ten-dencia incluye medios visuales y sonoros y hasta juegos de luces que compiten con los niveles de estmulo de la cultura pop. Todo esto, incluso, se est utilizando para captar la atencin de adultos mayores!Qu hacer?Aun con todos esos esfuerzos, los jvenes continan aban-donando la Iglesia. Cul es la razn? Estarn buscando otras creencias? Habr otro modo de manejar el problema, algo que ayude a los jvenes a encontrar un sentido sin esos mtodos que presentan sus iglesias, como si se tratara de un videojuego o de un concierto?Una diferencia grande entre los servicios religiosos segn la Biblia y las tendencias modernas se refiere al papel de la familia. Durante generaciones, los nios han ido a la escuela dominical o a sus clases de catecismo; mientras sus padres van a los ser-vicios de culto serios. Sin embargo, la Biblia nos muestra al pueblo de Dios adorndolo unido en familia. En 2 Crnicas 20:13, leemos: Todo Jud estaba en pie delante del Eterno, con sus ni-os y sus mujeres y sus hijos. En Joel 2:16, leemos: Reunid al pueblo, santificad la reunin, juntad a los ancianos, congregad a los nios y a los que maman. Dios mand que los israelitas se reunieran en familia para disfrutar sus das festivos en Deu-teronomio 12:18. En Deuteronomio 14:26 agrega: Comers all delante del Eterno tu Dios, y te alegrars t y tu familia. Y en xodo12:26-27, les dijo a los padres que explicaran el significado de la Pascua a la generacin joven: Cuando os dijeren vuestros hijos: Qu es este rito vuestro?, vosotros responderis: Es la vc-tima de la Pascua del Eterno, el cual pas por encima de las casas de los hijos de Israel en Egipto, cuando hiri a los egipcios, y libr nuestras casas. En el captulo siguiente, los nios deban apren-der de sus padres sobre el significado de los das de Panes Sin Levadura cuando se reunan con otras familias en estos das santos de Fiesta: Cuando maana te pregunte tu hijo, diciendo: Qu es esto?, le dirs: El Eterno nos sac con mano fuerte de Egipto, de casa de servidumbre (xodo 13:14).Qu mensaje tan extraordinario para un joven! La Iglesia no necesita buscar recursos o maneras de complacerte, ni de tra-tarte con paternalismo. Desde ahora t vales como miembro que eres de tu familia! Eres parte integral del plan de Dios, con un pa-pel para cumplir. Recuerda: Para vosotros es la promesa, y para vuestros hijos, y para todos los que estn lejos; para cuantos el Seor nuestro Dios llamare (Hechos 2:39).La Iglesia y la juventudJulio y agosto del 2015 9Jvenes del maanaPreprate para aprenderEn los servicios religiosos el predicador tiene la responsabili-dad de captar tu atencin, pero t tienes la responsabilidad de pres-tar atencin. Si deseas alcanzar sabidura y entendimiento, debes sentir entusiasmo por aprender todo lo que puedas, aun cuando el orador no sea el ms emotivo. Veamos estas instrucciones directas de Dios: Hijo mo, si recibieres mis palabras, y mis mandamientos guardares dentro de ti, haciendo estar atento tu odo a la sabidura; si inclinares tu corazn a la prudencia, si clamares a la inteligencia, y a la prudencia dieres tu voz; si como a la plata la buscares, y la es-cudriares como a tesoros, entonces entenders el temor del Eterno, y hallars el conocimiento de Dios (Proverbios 2:1-5).Los mensajes que se dan en la Iglesia no son nicamente para los mayores. Si tienes edad para leer y entender este artculo, la tienes para entender lo que ensean en la Iglesia. Escucha y piensa en lo que se dice. Comunicarte con los dems es un aspecto im-portante durante la reunin con otros creyentes, pero si te distraes enviando textos o mirando tu telfono celular para ver la ltima foto; esto posiblemente diga mucho sobre tu falta de capacidad para prestar atencin. Lo que debes hacer es concentrarte, escuchar y aprender. Ten curiosidad. Haz preguntas. Los servicios son una oportunidad nica para aprender y madurar.El valor de las actividades de la IglesiaLas actividades que se ofrecen en la Iglesia tienen un objeti-vo, pero quiz no sea el que te imaginas. Recuerda el ejemplo de Je-sucristo como servidor. Ninguna actividad puede ser tan aburrida que no te sirva de oportunidad para conocer a otros y ayudarles en lo que necesiten. Tal vez puedas servir en la cocina o ayudar con el aseo. Si una actividad no te gusta, habla con los organizadores y explora en qu puedes servir para mejorarla para ti y para el resto del grupo!Este modo de pensar y actuar te ayudar tam-bin a formar lazos de amistad y compaerismo con otros que tienen tus mismos valores cristianos y este es un factor importante a la hora de afrontar difi-cultades en el mundo que te rodea. Al acercarte ms a tus compaeros, empiezas a ser importante para ellos, y ellos para ti. Cuando alguno no est, los de-ms lo extraan.Capta la visinEs fcil darse cuenta de que, para la mayora de los jvenes de hoy, la Iglesia no es un atractivo. Sobre todo porque las iglesias normalmente no ofre-cen verdaderas respuestas a las preguntas ms dif-ciles: Por qu naciste? Cul es tu destino? Ser algo vago o aburrido; o ms bien algo lleno de sentido, que te puede traer felicidad e inspiracin? La mayora de las iglesias ofrecen so-lamente respuestas simples y superficiales, que ni siquiera vienen de las Escrituras. Un joven con acceso a la internet puede hacer una bsqueda sencilla y comprobar que muchas de las tradiciones del cristianismo moderno, como la navidad, los servicios dominicales y el domingo de resurreccin; son precisamente eso: tradiciones de hombres.En cambio, t tienes acceso a algo ms. Ests en contacto con la verdadera Iglesia de Dios: un cuerpo de creyentes con el mandato de cumplir la comisin de Cristo, y con verdaderas respuestas que explican tu futuro y dan sentido a tu presente. Armado con esta ver-dad, y aplicando los principios que hemos mencionado, la Iglesia puede ser algo mucho ms real y emocionante para ti. La Biblia nos muestra al pueblo de Dios adorndolo unido en familia (2 Crnicas 20:13; Joel 2:16)El Mundo de Maana10Por Douglas S. Winnail Muchos eruditos modernos han expresado la conclu-sin de que la nica gua que tenemos los politlogos es la lgica humana y los patrones de con-ducta humana discernibles con el paso del tiempo. Sin embar-go, estos conceptos acadmicos y seculares dejan de lado una fuente que s explica y predice el futuro en este dinmico campo de las relaciones internaciona-les. El Dios de la Biblia declara sin ambages que solamente l puede predecir el futuro y ha-cerlo cumplir (Isaas 41:21-24; 46:8-11) y que quita reyes, y pone reyes (Daniel 2:20-21; 4:35). Al contrario de lo que ase-guran los especialistas, la Biblia ha predicho desde hace muchos aos que ciertas naciones ten-drn parte en grandes conflictos al final de los tiempos, poco an-tes de que regrese Jesucristo a la Tierra. Son profecas que estn cobrando vida!Antiguas profecas de la Biblia Cuando sus discpulos le preguntaron a Jess: Cundo sern estas cosas, y qu seal habr de tu venida, y del fin del siglo? Les dijo que estuvieran atentos a una serie especfica de hechos, entre ellos el engao religioso muy extendido, as como guerras y rumores de guerras, catstrofes naturales, hambres y epidemias: los llamados cuatro jinetes del Apocalipsis que seran el princi-pio de dolores, o seales de que el fin de la era se aproximaba (Mateo 24:3-8; Apocalip-sis 6:1-8). Las Escrituras dicen que las gue-rras y rumores de guerras, junto con otras calamidades, culminarn en una gran tribu-lacin, la cual acabara con la existencia del gnero humano si Jesucristo no interviniera para salvar a la humanidad de la destruccin total (Mateo 24:21-22).Las profecas en el libro de Daniel aaden ms detalles a este escenario del fin. Alrededor del ao 550 AC, Daniel escribi que al cabo del tiempo el Rey del Sur ata-car al Rey del Norte, pero este reaccionar llevando sus ejrcitos al Oriente Medio para ocupar Jerusaln e inundar a Egipto, Li-bia y Etiopa. Despus, ciertas noticias del Oriente y del Norte atemorizarn al Rey del Norte (Daniel 11:40-45). Las profecas en Daniel 2 y 7 indican que este Rey del Norte tendr nexos histricos con el anti-guo Imperio Romano. Las profecas acerca de dos bestias en Apocalipsis 13 revelan que el Rey del Norte, o la bestia que sale del mar, estar motivado por Satans con la ayuda de una figura religiosa destacada, la bestia que sale de la tierra, capaz de hacer milagros. Apocalipsis 17 muestra a esta fi-gura religiosa sentada sobre la bestia, es decir, promoviendo e influyendo en las polticas del Rey del Nor-te. Diez reyes o naciones entre-garn su poder al Rey del Norte por un tiempo breve con miras a establecer una red de intercam-bio con los comerciantes de la Tierra, pero despus se volvern contra el lder religioso (Apoca-lipsis 17:12-13, 16).El Rey del Sur menciona-do parece ser una confederacin rabe musulmana que surgir al final de los tiempos (Daniel 40:43; Ezequiel 30:1-8), para de-safiar a las potencias de tradicin cristiana en Europa Occidental que han dominado al mundo ra-be durante siglos. Las noticias del Oriente y del Norte que al-teran al Rey europeo del Norte parecen venir de China y Rusia. Ciertas profecas en Daniel 11:44 y Apocalipsis 9:1-12 indican que el Rey del Norte lanzar un ataque contra las naciones del Oriente. Apocalipsis 9:13-18 y 16:12 indican que entonces los reyes del Oriente lanzarn un contraataque con un gran ejrcito que viene desde el Oriente hacia el ro ufrates y, pasando al Oriente Medio, confronta al Rey del Norte. Sin em-bargo, estos dos ejrcitos chocarn contra Jesucristo, quien regresar y los derrotar (Apocalipsis 17:14; 11:15). Este es el esce-nario detallado del tiempo del fin tal y como se puntualiza en las profecas bblicas.La profeca cobra vidaConflictos mundiales en el tiempo del finComo reaccin de los pases rabes molestos por los ataques violentos y salvajes del EI, podra estimular la aparicin del Rey del Sur profetizado.Julio y agosto del 2015 11Tendencias profticas en el mundo actualLos acontecimientos parecen en-caminarse en la direccin indicada en las Escrituras. Hoy las naciones europeas se esfuerzan por formar una fuerza defensiva conjunta ante las amenazas de los extre-mistas islmicos y el creciente nmero de inmigrantes musulmanes sin asi-milar en la sociedad occidental. Europa tambin se siente ame-nazada por los intentos rusos de ganar influencia y control sobre territorios en Europa Oriental. El surgimiento del Estado Isl-mico (EI) y su pretensin de es-tablecer un califato por medios violentos y salvajes, est fomen-tando la unin entre pases ra-bes musulmanes molestos que desean presentar un frente unido contra esa potencia emergente. Esta reaccin contra el EI podra estimular la aparicin del Rey del Sur predicho en la profeca bblica.En Europa, Alemania est surgiendo como el lder econ-mico y poltico de una Unin Europea en apuros. Tambin se est acudiendo a Alemania para cumplir un papel militar ms im-portante como contrapeso a los movimientos agresivos de Ru-sia. Reunidos alrededor de Ale-mania, los representantes de diez naciones europeas han formado el Club de Berln para ventilar el tema del futuro de Europa, ver Apocalipsis 17:12. Adems, el Pontfice en Roma intenta unir las ramas separadas de la cristiandad. Estos esfuer-zos por dirimir los problemas musulmanes internos, las amenazas islmicas del Sur y las amenazas rusas del Oriente, podran conducir a la aparicin del Rey del Norte que anuncia la profeca bblica, asistido por una fuerte figura religiosa tal como lo sea-la Apocalipsis 13, 17 y 18 (vea Un cuarto Reich? Cul es el futuro de Alemania?, en la revista El Mundo de Maana de enero y febrero del 2010; o solicite gratuitamente el artculo reimpreso).En cuanto a los reyes del Oriente, los ltimos decenios han sido testigos del auge de China, nacin que no olvida sus si-glos de humillacin y explotacin a manos del Occidente y que siente un firme deseo de asumir el lugar que le corresponde en el escenario mundial como la nacin principal de Asia (vea Ser este el siglo de China?, en la revista El Mundo de Maana de sep-tiembre y octubre del 2013, o solicite gra-tuitamente el artculo reimpreso). El hecho de que China y Rusia hayan efectuado ma-niobras militares conjuntas y que los lde-res militares chinos hayan declarado que es absolutamente necesario que cultivemos silenciosamente nuestro sentido de vengan-za Debemos ocultar nuestras capacidades y esperar el mo-mento, indica que los reyes del Oriente estarn listos cuando llegue la hora de que se cumplan las antiguas profecas bblicas.Sorprenden por su ausen-cia en este escenario proftico del fin la actual superpotencia mundial, Estados Unidos, y su antigua aliada, Gran Bretaa. Sin embargo, la Biblia profetiza que estas naciones descendien-tes de Israel se encontrarn en grandes apuros en los ltimos das por haberse alejado de Dios (Deuteronomio 32:29-30; Jere-mas 3:21; 30:7). Varias profe-cas indican que sus aliados se volvern contra ellos (Jeremas 30:14; Ezequiel 16:37; 23:4-10) y que su cada ser repentina (Isaas 9:14; 29:5; 30:13). Otro atentado terrorista en Estados Unidos o un choque en el Pac-fico Oriental con China, que ve el tendn de Aquiles de Estados Unidos en sus satlites y en la coordinacin por la internet de sus grupos de batalla, podran acelerar esa cada y lle-var al cumplimiento de antiguas profecas bblicas que han predicho desde hace mu-cho tiempo estos conflictos del tiempo del fin. Al irse cumpliendo estos sucesos prof-ticos, debemos prepararnos para el regreso de Cristo! Las amenzas islmicas del Sur y el creciente arma-mentismo ruso podran conducir a la aparicin del Rey del Norte profetizado.La profeca cobra vidaConflictos mundiales en el tiempo del finEl Mundo de Maana12Por Richard F. Ames Puede perdurar alguna nacin o imperio por mucho tiempo? Por ms de 200 aos Estados Unidos ha sido una gran potencia en el escenario mundial. Ahora, en los aos desde la cada de la Unin Sovitica, y a raz de la guerra contra el terrorismo, hemos visto declinar a Estados Unidos mientras otras naciones o alianzas poderosas, como China y la Unin Europea, ejercen cada vez ms poder polti-co, econmico y militar. Podrn los Estados Unidos conservar su papel preponderante por mucho tiempo ms?Los imperios mundiales del pasado ya no existen. El gran Imperio Babilnico, por ejemplo, conquist muchas naciones, entre ellas el Reino de Jud en el Oriente Medio. El historiador Herdoto escribi: Adems de su tamao enorme, Babilonia sobrepasa en esplendor a toda ciudad del mundo cono-cido. Qu le pas a tan poderoso imperio? La depravacin de Babilonia le trajo el juicio de Dios y se derrumb para siempre.Imperios pasados y presentesEl profeta Daniel, en las pginas de la Biblia, predijo el auge y cada de otros vas-tos imperios. Predijo el surgimiento y cada del Imperio Romano. Qu le pas al an-tiguo Imperio Romano? Aquella poderosa organizacin dur ms de 500 aos bajo el dominio de la Repblica Romana, pero lle-g a su fin en el ao 476 DC. El historiador Edward Gibbon resume as las causas de su cada: Tras indagar con diligencia, discier-no cuatro causas principales de la cada de Roma, que continuaron por un perodo de ms de mil aos. I. Los estragos del tiempo y la naturaleza. II. Los ataques hostiles de brbaros y cristianos. III. El uso y abuso de materiales. Y IV. Las rias internas de los Romanos.En tiempo modernos tambin han aparecido y desaparecido imperios. En el siglo 20, el Tercer Reich alemn, a fuer-za de ataques militares de tipo blitzkrieg o guerra relmpago, extendi su dominio sobre buena parte de Europa y el Norte de frica. Las ambiciones de Adolfo Hitler in-cluan conquistar la Unin Sovitica, pero fracas y los ejrcitos aliados vencieron al Tercer Reich. La Unin Sovitica, o Unin de Repblicas Socialistas Soviticas, se form de 15 repblicas con una extensin de casi 18.000 kilmetros de este a oeste. Esta gran superpotencia revel su ideolo-ga comunista, luch por el corazn de las naciones y pueblos en todo el mundo y termin por fracasar.El antiguo Imperio Sovitico, antes tan poderoso, se encuentra hoy fracturado en 15 estados o naciones en dificultades. Doce de ellas estn vinculadas en la Man-comunidad de Estados Independientes. Quin habra predicho el fin de una su-perpotencia tan grande? Quizs al lector le sorprenda saber que un pequeo grupo de cristianos estudiosos de la Biblia com-prendieron hace mucho tiempo que Europa Oriental acabara por librarse de la mano frrea de la Unin Sovitica.Cmo lo saban? La profeca bblica predijo el surgimiento de otra gran superpo-tencia, denominada la bestia en el libro del Apocalipsis. Hace ms de 50 aos el seor Herbert W. Armstrong escribi que Alema-nia Oriental se unira nuevamente a Alema-nia Occidental y que Rusia se vera obliga-da a renunciar a su control sobre Hungra, Checoslovaquia y partes de Austria.Poco despus de la invasin rusa a Hungra, cuando muchos expertos pen-saban que la Cortina de Hierro se haba afirmado para siempre ante las naciones de Europa Oriental, el seor Herbert W. Arm-strong public en su revista La Pura Verdad esta asombrosa declaracin: Se est pre-parando el camino para una tercera fuerza colosal en el mundo poltico: Una fede-racin europea de naciones ms poderosa que Rusia o los Estados Unidos! Hemos mostrado con aos de anticipacin lo que le ocurrir al desventurado Imperio de Rusia en Europa Oriental.LOS IMPERIOS SURGEN Y SE ACABANDesde las pocas ms remotas hasta la actualidad,6.000 aos de civilizacin han visto surgir y caer grandes potencias mundiales.Las profecas advierten que falta una por surgir.Foro romanoJulio y agosto del 2015 13Veremos el mismo proceso de auge y cada en las grandes naciones occidenta-les de hoy? Estar prxima la decadencia y cada del Reino Unido, Canad, Australia y Nueva Zelanda? Continuar sufriendo Es-tados Unidos huracanes como Katrina, as como terremotos y otras catstrofes natura-les? Volvern a sufrir ataques terroristas? La historia y la Biblia han demostrado una y otra vez que, cuando las naciones rechazan al Dios Creador, viene sobre ellas un juicio. Persistir el mundo Occidental en su recha-zo a la verdad bblica? El filsofo Georg He-gel observ: Lo que ensean la experiencia y la historia es que los pueblos y gobiernos jams han aprendido nada de la historia, ni han actuado conforme a principios deriva-dos de ella.La historia del mundo es la historia de naciones e imperios que prosperaron y luego se redujeron a polvo. Aprenderemos las lecciones de la historia? Unos imperios declinaron lentamente antes de sucumbir. Otros sufrieron destruccin o cautiverio re-pentinamente. En la actualidad, los imperios ms grandes del pasado estn reducidos a poco ms que artefactos en museos o monu-mentos en ruinas all donde antes prosperaron. Gran Bretaa dirigi lo que fue el imperio ms grande del mundo. Para 1921, abarcaba unos 40 millones de kilmetros cuadrados, casi un tercio de la ex-tensin terrestre del planeta, con la cuarta parte de la poblacin del mundo. Despus de una expan-sin explosiva final al trmino de la Segunda Guerra Mundial, se inici un proceso de desco-lonizacin, y para 1960 los in-gleses haban devuelto las tierras que hoy corresponden a la India, Pakistn, Birmania, Sri Lanka, Irak, Ghana, Nigeria, Somalia y gran parte de frica subsaharia-na; adems de Palestina y partes de Egipto y Sudn. En los ltimos 40 aos, Inglaterra ha renunciado a la mayora de sus posesiones en ultramar, incluido Hong Kong que regres a la soberana China en 1997. El Sol se puso en el Impe-rio Britnico hace mucho tiempo. Sufrir una decadencia parecida la otra su-perpotencia, Estados Unidos? Toda nacin y todo imperio del pasado han cado, como Grecia y Roma. Podemos saber cules na-ciones o imperios surgirn y caern en el siglo 21. La profeca bblica revela el futuro de las naciones de Occidente, si sabemos la clave para identificar a los actuales descen-dientes de las antiguas naciones bblicas.Sorprendente? Recuerde que hay un Dios en el Cielo que est llevando a cabo un plan aqu en la Tierra. Est concediendo a la humanidad rebelde miles de aos para experimentar con la religin, la ciencia, el gobierno, el comercio, la educacin y las instituciones sociales que ella misma se ha ideado. Dios permite que las personas sigan sus propios caminos de egosmo, guerra y violencia; pero l tiene un plan. Y tal como vemos en la historia y en las Escrituras, in-terviene en los acontecimientos del mundo para ayudar a la humanidad a aprender lec-ciones duraderas de vida o muerte.Lecciones aprendidas?Hemos aprendido las lecciones de la historia? El renombrado filsofo George Santayana, en su famoso tratado: La razn en el sentido comn, escribi: Quienes no recuerdan el pasado estn condenados a repetirlo. Aprendern los habitantes del mundo Occidental las lecciones de la his-toria? O seguirn el camino de todos los grandes reinos e imperios que han venido y se han ido, los que se levantaron hasta la cumbre del poder y el dominio para luego caer en la decadencia y el olvido?El rey Belsasar de Babilonia fue un gobernante que debi aprender las lecciones de la historia, pero persisti en su modo de vida ajeno a Dios y arrastr a otros a la disi-pacin. Su Imperio pag el precio. Aquella leccin profunda qued en las pginas de la historia y en las pginas de la Biblia. El profeta Daniel se encontraba en la ciudad de Babilonia la noche que fue conquistada por el Ejrcito Persa. Por medio de Daniel, Dios hizo saber al rey Belsasar lo que iba a ocurrir-les a l y a su imperio. Esta asombrosa serie de hechos figura en el captulo 5 del libro de Daniel, en la famosa historia de la escritura en la pared. El rey Belsasar haba preparado un gran banquete para sus nobles. Bebieron vino en copas de oro robadas del templo de Dios en Jerusaln. En aquella misma hora aparecieron los dedos de una mano de hom-bre, que escriba delante del candelero sobre lo encalado de la pared del palacio real, y el rey vea la mano que escriba. Entonces el rey palideci, y sus pensamientos lo turba-ron, y se debilitaron sus lomos, y sus rodillas daban la una contra la otra (Daniel 5:5-6).El Rey hizo llamar a Daniel para que interpretara la escritura. Qu haba escrito la mano misteriosa? Lo que all aparece: Mene, Mene, Tquel, Parsin. Pues bien, esto es lo que significan esas palabras: Mene: Dios ha contado los das del Reino de su Majestad, y les ha puesto un lmite. Tquel: Su Majestad ha sido puesto en la balanza, y no pesa lo que debera pesar. Parsin: El Reino de su Ma-jestad se ha dividido, y ha sido en-tregado a medos y persas (Daniel 5:25-28, NVI). Luego, la misma noche fue muerto Belsasar rey de los caldeos. Y Daro de Media tom el Reino, siendo de sesenta y dos aos (vs. 30-31).Hoy la escritura en la pared es para los Estados Unidos y Gran Bretaa. Las seales de advertencia estn en todas partes, en tanto que estas naciones se hacen ms deca-dentes e inmorales. No obstante, an hay tiempo para que se arre-pientan nacional e individualmen-te. Escucharn las advertencias divinas?En los ltimos aos, Esta-dos Unidos ha sufrido desastres inesperados. El 11 de septiembre del 2001, los terroristas de al Qae-da estrellaron aviones secuestrados contra el Centro Mundial de Comer-cio en la ciudad de Nueva York y contra el Pentgono en Washington. En el atentado murieron miles de personas. En septiembre del 2005, el huracn Katrina asol la costa Sur de Estados Unidos. La ciudad de Nueva Orlens se inund. De Katrina se ha dicho que fue la peor catstrofe natural en la histo-ria de los Estados Unidos.El Imperio Britnico lleg a poseer casi la terce-ra parte del territorio mundial.El Mundo de Maana14Estos desastres mostraron un grado de vulnerabilidad y gran falta de prepara-cin. Hay alguna nacin que pueda darse el lujo de soportar prdidas econmicas por valor de cientos de miles de millones? Qu lecciones se deben aprender de estas cats-trofes? Acaso son simplemente partes pre-visibles del ciclo de la historia y la naturale-za? O estar Dios interviniendo con poder para despertarlos del deterioro moral y es-piritual? Si somos sinceros, debemos re-conocer que estas naciones se han desviado del Dios de la Biblia y de su Hijo Jesucris-to! Si los habitantes del mundo Occidental continuamos ignorando, menospreciando y rechazando los diez mandamientos y la Palabra de Dios, la Biblia, sufriremos ms desastres hasta comprender y demostrar con obras que necesitamos buscar a Dios con todo nuestro corazn! El profeta Isaas nos da estas palabras de exhortacin, nimo y promesa. Buscad al Eterno mientras pue-de ser hallado, llamadle en tanto que est cercano. Deje el impo su camino, y el hom-bre inicuo sus pensamientos, y vulvase al Eterno, el cual tendr de l misericordia, y al Dios nuestro, el cual ser amplio en per-donar (Isaas 55:6-7).Debemos entrar en accin ahora mis-mo en lo espiritual! Siempre habr testaru-dos y escpticos, pero los que busquen a Dios por medio de su Palabra pueden alcan-zar entendimiento y tranquilidad mental.Una antigua leccin Hemos visto que los grandes imperios no duran eternamente. Surgen, se deterioran y caen. Aprendern las naciones de Occi-dente de las lecciones de la historia? El rey Belsasar no hizo caso de las lecciones que debi aprender de su antepasado Nabucodo-nosor, antiguo rey del Imperio Babilnico. Daniel le record a Belsasar lo que debi aprender de este Rey: El Altsimo Dios, oh Rey, dio a Nabucodonosor tu padre el Reino y la grandeza, la gloria y la majestad. Y por la grandeza que le dio, todos los pueblos, naciones y lenguas temblaban y teman de-lante de l. A quien quera mataba, y a quien quera daba vida; engrandeca a quien que-ra, y a quien quera humillaba. Mas cuando su corazn se ensoberbeci, y su espritu se endureci en su orgullo, fue depuesto del trono de su Reino, y despojado de su glo-ria. Y fue echado de entre los hijos de los hombres, y su mente se hizo semejante a la de las bestias, y con los asnos monteses fue su morada. Hierba le hicieron comer como a buey, y su cuerpo fue mojado con el roco del cielo, hasta que reconoci que el Alt-simo Dios tiene dominio sobre el reino de los hombres, y que pone sobre l al que le place (Daniel 5:18-21).Nabucodonosor aprendi una leccin profunda. Quiso gobernar sin reconocer a Dios y sufri las consecuencias terribles! Tendremos que aprender por las malas tambin, o prestaremos atencin a Dios y a su Palabra, la Biblia?Cuando Nabucodonosor tuvo un sue-o que ninguno de sus consejeros pudo re-velarle, el profeta Daniel no solamente le dijo al Rey cul era el sueo sino tambin su interpretacin: T, oh Rey, veas, y he aqu una gran imagen. Esta imagen, que era muy grande, y cuya gloria era muy subli-me, estaba en pie delante de ti, y su aspecto era terrible. La cabeza de esta imagen era de oro fino; su pecho y sus brazos, de plata; su vientre y sus muslos, de bronce; sus piernas, de hierro; sus pies, en parte de hierro y en parte de barro cocido (Daniel 2:31-33).El profeta Daniel le dijo al Rey el sig-nificado del sueo. T, oh Rey, eres rey de reyes; porque el Dios del Cielo te ha dado reino, poder, fuerza y majestad. Y donde-quiera que habitan hijos de hombres, bestias del campo y aves del cielo, l los ha entregado en tu mano, y te ha dado el dominio sobre todo; t eres aquella cabeza de oro (vs. 37-38).Aqu Dios estaba revelando el poder y la autoridad que l, como Creador del Universo, le conceda a la cabeza de oro: Nabucodonosor y su Reino. Sin embargo, el sueo predijo tambin el final de ese Rei-no y el establecimiento de otros que vendran despus: Despus de ti se levantar otro reino inferior al tuyo; y luego un tercer reino de bronce, el cual dominar sobre toda la tierra. Y el cuarto reino ser fuerte como hie-rro; y como el hierro desmenuza y rompe todas las cosas, desmenuzar y quebrantar todo (vs. 39-40).A cules imperios se refera el sueo? Los estudiosos de la Bi-blia concuerdan en su identidad y cumplimiento. La cabeza de oro re-presentaba el Imperio Babilnico del ao 625 AC al 539 AC. Lo reemplaz el Imperio Medopersa del 558 AC al 330 AC, representado por el pecho y los brazos de plata. El vientre y los muslos de bronce significan el imperio Grecoma-cedonio de Alejandro Magno del 333 AC al 31 AC. Las dos piernas de hierro indican el Imperio Romano del 31 AC al 476 DC. Final-mente, los diez dedos de los pies, de hierro mezclado con barro, representan una futura restauracin del Imperio Romano.Por ltimo, el sueo revel un detalle importante. Los cuatro reinos representados en el sueo de Nabucodonosor se acabaran. Seran reemplazados por lo que podemos llamar un quinto Reino: el Reino de Dios:Los Estados Unidos, impulsados por su capacidad de proyectar su podero en todo el mundo, pas casi todo el siglo veinte como la nacin ms poderosa del mundo.Julio y agosto del 2015 15Estabas mirando, hasta que una piedra fue cortada, no con mano, e hiri a la imagen en sus pies de hierro y de barro cocido, y los desmenuz. Entonces fueron desmenuzados tambin el hierro, el barro cocido, el bronce, la plata y el oro, y fue-ron como tamo de las eras del verano, y se los llev el viento sin que de ellos quedara rastro alguno. Mas la piedra que hiri a la imagen fue hecha un gran monte que llen toda la Tierra (vs. 34-35).Cul es la piedra que hiri a la ima-gen? Daniel indica su significado: En los das de estos reyes el Dios del Cielo levan-tar un Reino que no ser jams destruido, ni ser el Reino dejado a otro pueblo; des-menuzar y consumir a todos estos reinos, pero l permanecer para siempre (v. 44).S, el Reino de Dios vendr a la Tie-rra pronto! Solamente Dios puede traernos paz duradera.Nos arrepentiremos?En toda la historia del mundo, ha sido sumamente raro encontrar una sociedad dis-puesta a dejar sus malos caminos. Nnive, ciudad capital de la antigua Asiria, sobre el ro Tigris, fue una de ellas, y por esta razn logr aplazar el juicio de Dios. El profeta Jons vino a los ciudadanos de Nnive con una advertencia divina: Comenz Jons a entrar por la ciudad, camino de un da, y predicaba diciendo: De aqu a cuarenta das Nnive ser destruida (Jons 3:4). Cmo reaccion la gente? Escucharan a Jons, profeta de Dios? S! Y los hombres de N-nive creyeron a Dios, y proclamaron ayu-no, y se vistieron de cilicio desde el mayor hasta el menor de ellos. Y lleg la noticia hasta el Rey de Nnive, y se levant de su silla, se despoj de su vestido, y se cubri de cilicio y se sent sobre ceniza (vs. 5-6). Se imagina usted a algn lder mundial en la actualidad que se humille de esa manera delante de Dios?Los asirios respondieron a la adver-tencia de Jons. Se arrepintieron de sus ma-los caminos y Dios los salv. Esto ocurri en el siglo octavo antes de Cristo. Dios sal-v a Nnive por mu-chos aos e incluso utiliz a la nacin para castigar a Israel y lle-var a sus habitantes al cautive-rio. Cuan-do Asiria captur el Reino del Norte (Is-rael), este se perdi en la historia y sus habi-tantes llegaron a conocerse como las diez tribus perdidas.El profeta Isaas explica por qu Dios se vali de Asiria para castigar a Israel. El profeta cita a Dios en esta forma: Oh Asi-ria, vara y bculo de mi furor, en su mano he puesto mi ira. Le mandar contra una na-cin prfida, y sobre el pueblo de mi ira le enviar, para que quite despojos, y arreba-te presa, y lo ponga para ser hollado como lodo de las calles. Aunque l no lo pensar as, ni su corazn lo imaginar de esta ma-nera, sino que su pensamiento ser desa-rraigar y cortar naciones no pocas (Isaas 10:5-7).Dios le haba advertido al Reino de Israel que se arrepintiera, pero ellos rehu-saron reformarse. Entonces los asirios con-quistaron a las diez tribus que conformaban la casa de Israel y se las llevaron muy al Oriente, en Asiria. El cautiverio final de Is-rael se produjo alrededor del ao 721 AC.Con el tiempo Asiria volvi a sus ca-minos carnales y en el 612 AC Dios permiti que los medos destruyeran a Nnive.Dios haba enviado advertencias igualmente al Reino de Jud, pero esta na-cin tambin persisti en sus pecados. En-tonces Dios se vali del Reino de Babilonia bajo el rey Nabucodonosor para castigar a la casa de Jud. La mayor parte de los ju-dos fueron deportados a Babilonia en un perodo de dos decenios, hasta la destruc-cin de Jerusaln en el ao 586 AC. Entre ellos se contaban Daniel y tres de sus ami-gos, que en su juventud fueron capturados y formados en la cultura y la literatura de Babilonia. Sin embargo, estos jvenes per-severaron en los valores rectos que haban aprendido de la ley de Dios en Jud, y Dios pudo valerse de Daniel para interpretar el sueo de Nabucodonosor y darle la buena noticia de un gran Reino futuro que se man-tendr para siempre.As es. El Reino de Dios se manten-dr para siempre! Podemos contar con eso! Es la gran noticia que deseamos compartir con ustedes en esta revista. Aunque su na-cin no haga caso de la Palabra de Dios, usted ser bendecido individualmente si cree la verdad revelada por l y acta en consecuencia. Esa verdad revela el esta-blecimiento de un gobierno mundial enca-bezado por Jesucristo mismo. Un gobierno que regir a todas las naciones de la Tierra (Isaas 2:1-4). Jesucristo llam a ese tiem-po ya cercano: la regeneracin (Mateo 19:28). Si desea enterarse en mayor detalle sobre el futuro glorioso del mundo, solici-te nuestra edicin especial de El Mundo de Maana, que lleva como ttulo: Viene un mundo nuevo! Usted la recibir gratuita-mente, sin ningn compromiso de su parte. La profeca bblica revela lo que historia-dores, lderes mundiales y analistas polti-cos no saben! Usted, como fiel estudiante de la Biblia, s puede comprenderlo.Como ya saben los lectores de El Mundo de Maana, buena parte de la profe-ca bblica es dual, con un cumplimiento en la antigedad seguido de un cumplimien-to paralelo en el tiempo del fin. La profeca muestra que los descendientes actuales de Asiria sern nuevamente un instrumento para castigar a los actuales descendientes de las diez tribus perdidas de Israel. Estar usted preparado cuando esto ocurra? Sabe cules seales buscar? Contine leyendo El Mundo de Maana y estudiando la Biblia para comprender los acontecimientos mun-diales a la luz de la profeca bblica.Las naciones de Occidente pueden aprender o no aprender las lecciones de la historia. En todo caso, cualquiera que sea su nacin o la ma, nosotros como individuos podemos y debemos arrepentirnos. El da del juicio de Dios contra los caminos equi-vocados del hombre se acerca rpidamente. Las naciones e individuos que se vuelvan a Dios sern bendecidos. Qu debe hacer us-ted? No espere a que su nacin decida cam-biar. Ha llegado el momento de que usted busque a Dios con todo su corazn. El len de Nabucodonosor, parte de la puerta de Ishtar de la antigua Babilonia (Museo Britnico).El Mundo de Maana16Por Wallace G. Smith Hallar la ciencia un modo de ex-teriorizar e incluso sobrepasar la inteligencia humana por medios mecnicos, trayndonos as cada vez mayor prosperidad y ms tiempo libre? O ser que el avance cientfico nos traer resultados fa-tdicos?Cuando Dios cre a Adn y Eva, los primeros dos seres humanos, los dot de un inmenso potencial. Entre todos los seres del mundo, solamente los humanos son un reflejo fsico del aspecto de Dios (Gnesis 1:26-27), quien los cre con extraordinarias capacidades de inteligencia y creatividad.Tristemente, Adn y Eva optaron por rebelarse contra su Creador en el huerto de Edn. Decidieron comer del rbol del cono-cimiento del bien y del mal, que era prohi-bido. Al hacerlo, optaron por decidir por su propia cuenta lo que era el bien y lo que era el mal.Desde entonces, cada ser huma-no ha seguido sus pasos y la experien-cia humana ha sido, en consecuencia, una mezcla de acierto y error, de bien y de mal. Tal parece que con cada descubri-miento o innovacin tecnolgica, la gente ha empleado la inteligencia que Dios le dio para buscar maneras de aplicarla para bien y para mal, para mejorar y para daar.Esta paradoja de la inte-ligencia humana es vlida in-cluso en los intentos del hombre por com-prender su propia inteligencia. Ahora que la inteligencia humana se est aplicando a la creacin de inteligencia artificial (IA), en uno de los proyectos de investigacin ms audaces que jams se hayan intentado. Qu podemos prever? Se vislumbran milenios de paz y prosperidad bajo el mando de com-putadoras superinteligentes, tan benignas como sabias? O, continuaremos la tenden-cia de los ltimos milenios, encontrando un mal uso por cada buen uso del conocimien-to? Quiz le sorprenda saber que la Biblia revela la respuesta!Mquinas pensantes Hacia mediados del siglo 20, cuando se daban grandes pasos en la novedosa cien-cia de la computacin, los investigadores comenzaron a preguntarse si sera posible hacer una mquina con una inteligencia hu-manoide, es decir, un cerebro mecnico que compitiera e incluso sobrepasara el poder cerebral biolgico.Los primeros avances fueron pro-metedores, con computadoras que jugaban ajedrez y damas contra oponentes humanos. Pero fueron xitos efmeros, y los cientfi-cos descubrieron que ms all del empare-jamiento de patrones simples, como en un juego de tres en raya o ajedrez, los misterios de la inteligencia humana y el razonamien-to eran, con mucho, demasiado complejos para reproducirlos directamente en un pro-grama de computadora. El intento por du-plicar la inteligencia humana, de modo que una computadora emulara el espritu del hombre que distingue a la humanidad del mundo animal (Job 32:8), ha resultado ser mucho ms complicado de lo que se crea.La inteligencia artificial: Promesa o peligro?Qu ser la inteligencia artificial para nosotros?Ser un transformador de la civilizacin humana?O, un enemigo que nos llevar al borde de la aniquilacin?Qu le depara el futuro a la humanidad?Julio y agosto del 2015 17ltimamente, en el siglo 21, se est viviendo un renacimiento en el mbito de la inteligencia artificial, si bien los investiga-dores han desistido en sus intentos por lo-grar esa inteligencia mediante una reproduc-cin de la inteligencia humana y su modo de resolver problemas. Abandonado ese cami-no, ahora estn aprovechando el poder del procesamiento de datos y las probabilidades estadsticas. El resultado ha sido la creacin de mquinas que no solo reciben datos en cantidades enormes, sino que aprenden de los datos. Esto lo hacen encontrando patro-nes y relaciones de causa y efecto que les permiten inferir conexiones entre bits de in-formacin.La consecuencia ha sido que si bien las mquinas an no reproducen los proce-sos humanos de razonamiento; s pueden, a su propia manera, generar resulta-dos muy inteli-gentes. Esto ha llevado a tantos avances tcnicos y comerciales, que si usted vive en el mundo de-sarrollado, pro-bablemente no es ajeno a los efectos de la in-teligencia artifi-cial. Cuando lee su correo elec-trnico o emplea el sistema de na-vegacin de su auto, o cuando cambia el filtro del refrigerador y en muchas otras acciones; la inteligencia artificial probablemente ya es parte de su vida diaria!La inteligencia artificial: casi ineludibleConsidere que cuando usted mira el buzn de entrada de su correo electrnico, probablemente est protegido contra el 70 por ciento de correos no deseados. Esto se logra gracias a programas de inteligencia artificial que revisan el correo recibido para sacar toda la basura.Algo inimaginable hace unos pocos aos: Si usted posee un telfono inteligente, probablemente tiene acceso a una aplicacin para el estado del tiempo con una interfaz de voz. Pregunte: Qu tiempo tendremos para maana? Siri (de Apple) o Cortana (de Mi-crosoft) le dar una respuesta audible como: Maana ser un da nublado a 10C y con lluvia.Los robots ya no estn destinados a las pelculas de ciencia ficcin, sino que han entrado en los hogares. La em-presa estadounidense iRobot ha vendido ms de 10 millones de robots para uso personal, incluido el Roomba, que aplica una inteli-gencia algortmica computarizada muy senci-lla para aspirar el piso de la casa.Si usted ha empleado un GPS para tran-sitar por las calles, si ha comprado un libro re-comendado por un proveedor como Amazon o Barnes & Noble o si ha visto una pelcula sugerida por un portal como Netflix o Hulu; entonces ha interactuado con una inteligen-cia artificial!Cmo salvar vidas y aclarar homicidios?Muchos televidentes conocieron los alcances de la inteligencia artificial cuando una computadora de IBM llamada Watson compiti en el popular programa de televisin Jeopardy en enero del 2011. En esa compe-tencia de conocimientos, la computadora de-rrot a dos oponentes que se haban destaca-do entre los mejores campeones humanos en el programa. Pese a competir contra un gran caudal de conocimientos humanos, Watson demostr una extraordinaria capacidad para entender y responder preguntas hechas en el lenguaje humano natural, ms all de lo que haban visto la mayora de los televidentes en una computadora.Los creadores de Watson tenan mayo-res esperanzas para su tecnologa. Ahora, la inteligencia artificial que gan esa competen-cia de televisin est sirviendo para mejorar los ndices de diagnsticos correctos en los hospitales. La revista Forbes inform en el 2013 que las enfermeras que se valen de Wat-son como recurso estn siguiendo los conse-jos de la inteligencia artificial el 90 por ciento de las veces.Watson no es el nico aparato de su tipo que se emplea para salvar vidas. Los inves-tigadores en la Universidad de Stanford han desarrollado un sistema de inteligencia artifi-cial que en horas despus de un nacimiento prematuro, pueden determinar el riesgo que tiene el nio de sufrir complica-ciones fatales. En la Universidad de Tokio, los in-vestigadores es-tn desarrollando sistemas de inte-ligencia artificial para identificar seales sutiles en los movimientos corporales de un nadador, y adver-tir a los salvavi-das cuando una sola persona entre una multitud est a punto de aho-garse.A l g u n o s estn utilizando sistemas de inte-ligencia artificial para resolver casos de asesinato. En Holan-da, un sistema de inteligencia artificial llama-do Bonaparte resolvi un asesinato ocurrido haca 13 aos. Lo hizo analizando muestras de ADN y nexos familiares para identificar al asesino, quien ms tarde confes haber come-tido el crimen.Es innegable que nos est rodeando una serie cada vez mayor de sistemas de in-teligencia artificial, y que estos cumplen un papel cada vez mayor en la vida. Tras basti-dores, toman decisiones por nosotros y acerca de nosotros.LOS ROBOTS YA NO ESTN DESTINADOS A LAS PELCULAS DE CIENCIA FICCIN, SINO QUE HAN ENTRADO EN LOS HOGARES.Sistema Watson de IBM - El personal mdico que utiliza para diagnsticos el sistema Watson, se gua el 90 por ciento de las veces por la inteligencia artificial.El Mundo de Maana18Ser posible controlar la inteligencia artificial?A muchos les preocupa el constante auge de la inteligencia artificial. Un artculo en agosto del 2013 de la revista New Scien-tist afirm: El peligro es que dejemos de ha-cer preguntas. Iremos a acostumbrarnos a que decidan por nosotros al punto de que no nos demos cuenta? Ahora hay en juego algo ms, pues las mquinas inteligentes empie-zan a tomar decisiones inescrutables sobre solicitudes de hipoteca, diagnsticos mdi-cos e incluso la culpabilidad en un crimen.Los investigadores se plantean estas preguntas dndose cuenta de que la inteli-gencia artificial, a diferencia de la inteligen-cia humana, se basa en el procesamiento y comparacin de cantidades enormes de datos en volmenes que ningn ser humano puede manejar. Por lo tanto, si una de estas mqui-nas se equivocara identificando a un inocen-te como el autor de un crimen, tendran los jueces la capacidad de hallar el error dentro de este razonamiento artificial? En un mundo donde la inteligencia artificial se em-plea para decisiones cada vez ms comple-jas, la pregunta es importante. Ms aun, se est convirtiendo en asunto de vida o muerte, y que podr alcanzar al mundo entero.Por ejemplo, la inteligencia artificial se est convirtiendo en ingrediente necesario en los campos de batalla. Muchos buques de guerra ya llevan sistemas de artillera anti-misiles como el Phalanx que identifican y adems atacan automticamente un blanco peligroso, como un dron o un misil enemigo. Su funcionamiento se basa en la programa-cin de la inteligencia artificial. Igualmente, se estn programando aviones no tripulados con capacidad para tomar decisiones pro-pias, cada vez requiriendo menos del control de seres humanos.Hay quienes piensan que los sistemas de armas robticas dotadas de inteligencia artificial, que se controlan a s mismas y se programan para matar enemigos automtica-mente, sin antes obtener permiso de un ser humano, servirn para salvar vidas; ya que eliminara la necesidad de tantos soldados en el frente de batalla y funcionaran con una precisin mucho mayor. Un exmiembro de la Fuerza de Defensa Israel en julio del 2014 afirm que si el objetivo de los derechos humanos internacionales es reducir el sufri-miento de los no combatientes en la guerra, entonces el empleo de robots de gran pun-tera sera ms que apropiado; sera un im-perativo moral Los robots en el campo de batalla pueden convertirse en un gran avance para los derechos humanos.Y, como sugiri The Economist en no-viembre del 2010: Dada la propensin al error humano en circunstancias as, es po-sible que artefactos mecanizados tomen ta-les decisiones con ms acierto que oficiales de carne y hueso. Quiz se acerca el da del ejrcito del pueblo o mejor dicho, del ejr-cito de los robots.Inteligencia artificial apocalptica?Para otros, hay ms motivos de preo-cupacin que de optimismo. La organizacin internacional Campaa para detener los ro-bots asesinos, nombre que hace pocos aos se nos antojara gracioso y descabellado, se ha propuesto desde comienzos del 2013 para lograr la prohibicin de sistemas letales de armas autnomas antes que logren amplia aceptacin y utilizacin. En su portal la or-ganizacin declara: Dotar mquinas con el poder de decidir quin vive y quin muere en el campo de batalla es una aplicacin inacep-table de la tecnologa. Es esencial que todo robot de combate tenga un control humano a fin de asegurar tanto la proteccin humana como un control legal eficaz.El afamado fsico Stephen Hawking tambin ha intervenido en el debate. En di-ciembre del 2014, le dijo a un entrevistador de la BBC: El desarrollo de una inteligencia artificial completa podra sealar el fin del gnero humano. Despegara por su cuenta y se rediseara a s misma con creciente rapi-dez Los seres humanos limitados por una evolucin biolgica lenta no podran compe-tir y seran suplantados.La fundacin Global Challenges, de la Universidad de Oxford, consider tan grave la amenaza, que la mencion en su informe de febrero del 2015, que apareci en varios titulares de la prensa: 12 peligros que ame-nazan a la civilizacin humana. La funda-cin seal que el surgimiento de sistemas de inteligencia artificial superinteligentes podra causar un colapso econmico o de la civilizacin, e incluso llevar a la extincin de la humanidad.En vista de lo anterior, acabar el g-nero humano por caer en una pesadilla en la que nuestra especie sea erradicada y reem-plazada por engendros mecnicos diseados por nosotros mismos? Estaremos destina-dos a sufrir la destruccin a manos de unos amos robticos? Destruccin profetizada Segn las Escrituras la respuesta es-cueta es: No! No habr una inteligencia artificial apocalptica. Pero seamos claros: Si del fin del mundo se trata, la inteligencia humana comn y corriente basta y sobra! La profeca bblica explica que el gnero hu-mano s se llevar a s mismo al borde de la autodestruccin.Jesucristo seal claramente nuestro futuro en sus enseanzas profticas: Ha-br entonces gran tribulacin, cual no la ha habido desde el principio del mundo has-ta ahora, ni la habr. Y si aquellos das no fuesen acortados, nadie sera salvo (Mateo 24:21-22). En otras palabras, la humanidad ser tan violenta en sus acciones, tan egosta en sus intenciones y tan ilusa en su vanidad que llegaremos al borde mismo de la aniqui-lacin total y completa: La destruccin ab-soluta de toda vida en la Tierra! Solamente la llegada de Jesucristo como Rey de reyes y Seor de seores lograr impedir el suicidio csmico del hombre!No, la Biblia no predice una guerra de hombres contra mquinas, el tipo de con-flicto de ciencia ficcin que se ha hecho popular en pelculas como Terminator o la serie de Matrix. Lo que s va a ocurrir es que la humanidad buscar destrozarse a s misma, con potencias mundiales resueltas a dominarse unas a otras por medios violen-tos, sin tener en cuenta a su Creador; quien por el contrario requiere de ella un camino de vida de amor, perdn e inters generoso por los dems.No obstante, es interesante notar que las Escrituras s describen en lenguaje pro-ftico las armas espantosas y destructoras que los seres humanos van a lanzarse unos contra otros. Es fcil visualizar, entre los formidables recursos para el futuro, algunas de las mquinas de guerra con inteligencia artificial que estn desarrollndose ahora mismo. Por ejemplo, el apstol Juan men-ciona un ejrcito del Oriente compuesto de 200 millones, cuyo armamento describe como unos misteriosos caballos y jine- DENSIDAD DE TRANSISTORES (Por mm2) - 20.000.000-10.000.000-1.000.000-101972 1974 1975 1976 1977 1979 1981 1982 1983 1985 1989 1991 1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 2014En 1965, el ingeniero Gordon Moore observ el ritmo creciente con que avanzaba la tecnologa del transistor, y plante lo que se lleg a conocer como la ley de Moore: Predijo que los fabricantes de chips de silicio duplicaran el nmero de transistores en un circuito integrado aproximadamente cada 18 o 24 meses. Efectivamente, un telfono inteligente actual, que cuesta unos US$200, contiene ms poder de computacin que una sonda espacial Voyager o una nave espacial Apolo, con sus costos de varios millones de dlares. La inteligencia artificial va adquiriendo ms complejidad y capacidad a medida que se abaratan los costos de la computacin. (El grfico no est a escala)Julio y agosto del 2015 19 DENSIDAD DE TRANSISTORES (Por mm2) - 20.000.000-10.000.000-1.000.000-101972 1974 1975 1976 1977 1979 1981 1982 1983 1985 1989 1991 1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 2014En 1965, el ingeniero Gordon Moore observ el ritmo creciente con que avanzaba la tecnologa del transistor, y plante lo que se lleg a conocer como la ley de Moore: Predijo que los fabricantes de chips de silicio duplicaran el nmero de transistores en un circuito integrado aproximadamente cada 18 o 24 meses. Efectivamente, un telfono inteligente actual, que cuesta unos US$200, contiene ms poder de computacin que una sonda espacial Voyager o una nave espacial Apolo, con sus costos de varios millones de dlares. La inteligencia artificial va adquiriendo ms complejidad y capacidad a medida que se abaratan los costos de la computacin. (El grfico no est a escala)tes de aspecto fantasmagrico, que despi-den fuego, humo y azufre (Apocalipsis 9:15-18). En el mismo captulo se menciona algo parecido a langostas semejante[s] a caballos preparados para la guerra, con co-razas de hierro y alas ruidosas que, a odos del apstol, suenan como muchos carros de caballos (vs. 7-9).Juan dej constancia de lo que vio en la visin empleando el lenguaje y referen-cias propias del primer siglo para describir la tecnologa que vea 20 siglos en el futuro. Sus dramticas descripciones, que puntua-lizan los recursos de guerra y destruccin desatados por los ejrcitos, traen a la mente los poderosos sistemas de muerte dotados de inteligencia artificial que la humanidad est desarrollando, al aproximarse el final de esta era.Los vivos smbolos e imgenes de Juan no nos permiten situar la inteligencia artificial con precisin en los campos de ba-talla del fin, pero hay una verdad histrica difcil de negar: Siempre que los hombres han desarrollado armas, solo ha sido cues-tin de tiempo hasta que las han utilizado. Aunque los seres humanos fueron creados con una enorme inteligencia y creatividad, reflejo de su Creador, no han adquirido la sabidura ni el amor de su Creador. Por el contrario, quisieron forjar su propio camino. La eleccin del rbol del conocimiento del bien y del mal signific decidir por s mis-mos qu est bien y qu est mal, indepen-dientemente de la gua de un Dios lleno de misericordia y amor.Por consiguiente, mientras la huma-nidad aplica su inteligencia en todas las ge-neraciones al rpido desarrollo tecnolgico, su capacidad moral para aplicar con crite-rio tico y moral aquello que aprendemos y descubrimos ha quedado muy a la zaga. Al crecer en conocimiento y capacidad, no so-lamente ha crecido en la capacidad de alcan-zar buenos fines, sino tambin de alcanzar fines malvolos.Rescatados por la inteligencia divinaHace miles de aos Dios vio a los hombres que trabajaban unidos con un mis-mo idioma, contrariando su orden de disper-sarse y poblar todo el mundo. Observndo-los mientras trabajaban, Dios dijo esto del rebelde gnero humano: He aqu el pueblo es uno, y todos estos tienen un solo lengua-je; y han comenzado la obra, y nada les har desistir ahora de lo que han pensado hacer (Gnesis 11:6). Previ que la inteligencia humana sin control descubrira que no hay nada fuera de su alcance hasta el punto de la autodestruccin. Quienes duden de que el hombre pueda crear una inteligencia artificial con capacidad para erradicar toda vida del planeta, no estarn de acuerdo con el pronunciamiento divino.Confundiendo los idiomas de los hom-bres, Dios retard el da inevitable cuando la creatividad humana llegara al punto en que podramos aniquilarnos a nosotros mismos y toda carne de la faz de la Tierra. Sin embargo, podemos estar agradecidos por-que Dios dice muy claramente que vendr un da, despus de las dificultades sin prece-dentes de la gran tribulacin, y despus del regreso de Jesucristo como Rey de reyes, cuando la inteligencia humana, libre de Sa-tans y de una sociedad enferma de pecado, se comportar tal como Dios manda. En una Tierra que estar llena del conocimiento del Eterno, como las aguas cubren el mar (Isaas 11:9); los seres humanos prosperarn bajo la gua de Aquel que los dise, los cui-da y les ha dispuesto un futuro extraordina-rio. Cuando llegue ese da, y la inteligencia humana pueda combinarse no con la inteli-gencia artificial de las mquinas, sino con la inteligencia divina del propio Creador, Dios sabe cunto se lograr. Que Dios traiga pronto ese da! 40Por Roger Meyer Una ojeada a los titulares de prensa, o una conversa-cin con amigos y vecinos, deja escasa duda de que el mundo est sumido en problemas. Cmo pode-mos ser positivos en un medio tan negativo? Tendremos motivos para ser optimistas, cuando la vida moderna est llena de dificul-tades?Los titulares de prensa hablan de conflictos internacionales, terremotos, incendios, economas en deuda y bancarrota, pandillas y violencia, crmenes, asesinatos, violaciones, enfermedades, ham-bre, pobreza y degeneracin moral. La gente lucha con las malas finanzas, el desempleo, dificultades de salud y problemas familia-res. Situaciones como estas nos pueden llevar a un estado de nimo negativo y pesimista.Los investigadores han descubierto que un nimo positivo y optimista puede reducir el riesgo de sufrir un ataque cardiaco. Otros estudios muestran que el optimismo contribuye a alcanzar una buena vejez, sirve para tratar a los deprimidos y ayuda a sobre-ponerse al fracaso.Muchos hemos odo exhortaciones de padres, maestros e instructores que nos animan a tener una actitud positiva. Cierto conferencista motivador y autor de libros sobre el xito dijo: El pensamiento positivo nos permite hacer todo mejor que el nega-tivo. Winston Churchill dijo: Un pesimista ve la dificultad en todas las oportunidades; el optimista ve la oportunidad en todas las dificultades.Cmo mantener una actitud positiva ante todo lo negativo que nos rodea?La Palabra de Dios ofrece buenos consejos. Una cosa que podemos hacer es no aferrarnos al pasado. El apstol Pablo dijo: Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrs, y exten-dindome a lo que est delante, prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jess (Filipenses 3:13-14). Olvidar el pasado y encaminarse hacia metas positivas son dos principios importantes. Si nos ejercitamos en ellos, no dejaremos mucho espacio para la negatividad.Otro principio se encuentra en Mateo 6. La preocupacin es un pensamiento negativo que no conduce a nada. Por eso, Cristo nos da otra perspectiva: No os afanis por vuestra vida, qu habis de comer o qu habis de beber; ni por vuestro cuerpo, qu habis de vestir... Y quin de vosotros podr, por mucho que se afane, aadir a su estatura un codo? Y por el vestido, por qu os afa-nis? Y si la hierba del campo que hoy es, y maana se echa en el horno, Dios la viste as, no har mucho ms a vosotros, hombres de poca fe? No os afanis, pues, diciendo: Qu comeremos, o qu beberemos, o qu vestiremos? Vuestro Padre celestial sabe que tenis necesidad de todas estas cosas. Mas buscad primeramente el Reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os sern aadidas. As que, no os afanis por el da de maana, porque el da de maa-na traer su afn. Basta a cada da su propio mal (Mateo 6:25-34).Con instrucciones tan claras, podra decirse que angustiarse en exceso equivale a negar el poder de Cristo para cumplir, y eso, desde luego, es pecado (Mateo 10:33). Por otra parte, los investi-gadores han hallado que los creyentes en Dios se angustian menos. Entonces, crea en Dios y no se angustie!En Filipenses 4:6-8 aparece un consejo semejante: Por nada estis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oracin y ruego, con accin de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardar vuestros co-razones y vuestros pensamientos en Cristo Jess. Por lo dems, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad. Sea agradecido y ore al Dios Todopoderoso, creyendo en sus promesas. Esto le ayudar a mantener el nimo positivo. Positivamente!Es usted pesimista, o realista? O, debe simple-mente dejar de preocuparse?