Declaracion rey felipe vi

  • Published on
    21-Jul-2015

  • View
    25

  • Download
    0

Embed Size (px)

Transcript

<ul><li><p>AYUNTAMIENTO DE ALCORCN </p><p> 1 / 2 </p><p>DECLARACIN INSTITUCIONAL </p><p>PROPUESTA DE DECLARACIN INSTITUCIONAL QUE PRESENTA EL GRUPO MIXTO A INICIATIVA DE UNIN PROGRESO Y DEMOCRACIA PARA SU </p><p>APROBACIN POR LA CORPORACIN MUNICIPAL SOBRE: MANIFESTAR EL APOYO AL JEFE DEL ESTADO Y A LA CONSTITUCIN,. </p><p>En los ms de dos siglos de historia constitucional de Espaa no ha sido muy frecuente asistir con normalidad al relevo de la Jefatura del Estado; en nuestra maltrecha historia democrtica los sobresaltos han sido, lamentablemente, la moneda de curso. Por eso queremos resaltar que el pasado da 19 tuvimos una cita que se recordara como lo mejor de nuestra Historia: la conquista de la normalidad y estabilidad institucional. </p><p>Una gran mayora del pueblo espaol han mostrado, a lo largo de los aos su reconocimiento a la figura del Rey Juan Carlos nuestro primer monarca realmente parlamentario- y a su innegable papel durante la Transicin y para la consolidacin de la democracia. l supo entender las demandas de una sociedad espaola que haba aprendido de los errores del pasado y estaba decidida a impedir que se repitieran los fracasos colectivos que costaron sangre, frustracin y atrasos, y se puso del lado de los que queramos construir una Espaa plural y democrtica, unida en la diversidad e integrada en Europa. </p><p>En los das siguientes al anuncio de la abdicacin de Juan Carlos I comenz la discusin sobre la forma del Estado, pero hoy, como ayer, es el da para cumplir y hacer cumplir la Constitucin que todos los espaoles aprobamos en referndum hace ms de 35 aos. Hoy, como ayer, es momento de recordar que el respeto a esta Constitucin ha llevado a Espaa al periodo ms largo de prosperidad, estabilidad y libertad que hemos conocido los espaoles, incluida la Segunda Repblica. </p><p>La democracia real, sustantiva, material, no se puede entender al margen del funcionamiento reglado y normalizado de sus instituciones. No hay democracia fuera del Estado de Derecho y no hay Estado de Derecho sin el respeto a las normas jurdicas. </p><p>El pasado 19 de Junio se abri una nueva etapa de la historia de Espaa. Es un momento pleno de desafos y de oportunidades. Entre nuestras fortalezas se encuentra contar con una persona para desempear la jefatura del Estado que ha tenido una formacin moderna y completa. </p><p>Creemos que es el momento para apoyar y colaborar para que el nuevo jefe de Estado pueda tener xito en su funcin. Pero este apoyo no es un cheque en blanco. Espaa </p></li><li><p>AYUNTAMIENTO DE ALCORCN </p><p>es un pas institucional y socialmente malherido. Es el tiempo tambin de las reformas. No puede haber ms ocurrencias ni improvisaciones, ms cesiones gratuitas ante el que nos amenaza o incumple las leyes. Queremos que el nuevo jefe del Estado est a nuestro lado en el proceso de regeneracin de la democracia. Hace cuarenta aos un rgimen agonizaba y otro peda paso. Ya no tenemos que transitar desde la dictadura a la democracia, unirnos a Europa, superar aislamientos internacionales... Pero hoy tambin son muchas las expectativas y las necesidades, y los cambios que demandan estos tiempos son ms complejos y ms sutiles, pero no menos necesarios. </p><p>Le corresponde al nuevo Jefe del Estado estar a la altura de las nuevas circunstancias y de los nuevos anhelos de la sociedad espaola del Siglo XXI, bien distinta de aquella a la que su padre jur servir. Lo que al nuevo Rey le corresponde es encarnar las nuevas aspiraciones y respetar las nuevas exigencias de los espaoles de hoy. Unos ciudadanos que nacieron o llegaron a su mayora de edad en democracia como l mismo- y que muestran un enorme y preocupante desapego por las instituciones que les representan. </p><p>Es necesario que la Monarqua espaola, en tanto que encarna la Jefatura del Estado, se someta a las mximas exigencias de transparencia de una sociedad moderna y democrtica del Siglo XXI. El momento presente es sin duda una gran oportunidad para que el nuevo Rey se comprometa firme y expresamente en esa direccin. La sociedad espaola quiere ms democracia y democracia de ms calidad. Esperamos que el Rey Felipe VI, en tanto que Jefe del Estado, sea garante no slo de la unidad de la nacin espaola sino de que la nacin sea ejemplo de una democracia de calidad en la que se garantiza el imperio de la ley, la prensa libre, la independencia de la justicia, la separacin de poderes, la justicia social y la libertad e igualdad de todos los ciudadanos. </p><p>Por todo ello, el Ayuntamiento de Alcorcn, como mxima representacin institucional de nuestra ciudad, manifiesta el apoyo y colaboracin al nuevo Jefe del Estado, Su Majestad el Rey Felipe VI, servirle con lealtad y guardar y hacer guardar la Constitucin como Norma fundamental del Estado. </p><p> Alcorcn, a 19 de Junio de 2014 </p><p> EL PORTAVOZ </p><p> Jess Gamonal Lpez </p></li></ul>

Recommended

View more >